Publicado 18/12/2020 15:51CET

Coronavirus.- Portugal confirma más de 4.300 nuevos casos de COVID-19 mientras asume ya el repunte de Navidad

09 December 2020, Portugal, Lisbon: A man wearing a face mask walks through a street in the middle of the coronavirus pandemic. Photo: Pedro Fiuza/ZUMA Wire/dpa
09 December 2020, Portugal, Lisbon: A man wearing a face mask walks through a street in the middle of the coronavirus pandemic. Photo: Pedro Fiuza/ZUMA Wire/dpa - Pedro Fiuza/ZUMA Wire/dpa

MADRID, 18 Dic. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades sanitarias de Portugal han informado este viernes de 4.336 nuevos casos de coronavirus y 75 victimas mortales en las últimas 24 horas, después de que el primer ministro, António Costa, anunciase una revisión de las restricciones para las próximas fiestas que siguen dejando vía libre a las reuniones en Nochebuena y Navidad.

Portugal avanza con altibajos en esta segunda ola, que ha disparado el balance provisional de positivos hasta los 366.952 y el de fallecidos hasta 5.977. La Dirección General de Salud (DGS) estima que hay 70.285 casos activos y que 484 enfermos están ingresados en unidades de cuidados intensivos, informa la cadena RTP.

El país vivirá unas Navidades bajo estado de emergencia, conforme a lo aprobado el jueves por la Asamblea de la República, pero el Gobierno ha optado por permitir la movilidad y las reuniones en Navidad y, después, "tirar del freno de mano", como explicó Costa el jueves al término del Consejo de Ministros.

Así, se impondrán restricciones adicionales entre el 31 de diciembre y el 3 de enero, unas fechas en las que habrá que hacer "un gran esfuerzo de contención" después de que, como el propio Ejecutivo ya asume, se produzcan nuevos contagios asociados a las reuniones familiares de la próxima semana. En Nochevieja, el toque de queda comenzará a las 23.00 horas, mientras que en los tres días siguientes se adelanta a las 13.00.

Costa ha actualizado las medidas tras realizarse una PCR y aislarse por el positivo del presidente francés, Emmanuel Macron, con quien se reunió el miércoles en París. El contagio del mandatario galo también ha obligado a guardar cuarentena al presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez.