Actualizado 13/08/2010 20:48:19 +00:00 CET

C.Rica.- Chinchilla reitera su rechazo a las bodas homosexuales pero dice que las "respetará"

La presidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla.
EP/PRESIDENCIA DE ECUADOR

SAN JOSÉ, 13 Ago. (EUROPA PRESS) -

La presidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla, ha reiterado su desacuerdo con la idea de legalizar las uniones entre personas del mismo sexo, pero ha dejado claro que "respetará" la decisión del Congreso en caso de que los diputados aprueben el proyecto de matrimonios homosexuales.

"No voy a cambiar nuestra posición. Si bien abogo por mantener la figura del matrimonio en que hemos construido esta sociedad, entiendo que el acceso a los derechos de tipo civil o patrimonial es de todos sin importar religión, sexo o preferencia sexual", afirmó este jueves la mandataria.

La Sala Constitucional de la Corte Suprema de Justicia rechazó este miércoles una propuesta de someter a referéndum la aprobación de las uniones homosexuales en Costa Rica, por considerar que "los derechos de las minorías que surgen de reivindicaciones contra-mayoritarias no pueden ser sometidos a un proceso de referéndum donde se imponen las mayorías".

Esta iniciativa había sido impulsada por un grupo de políticos y activistas conservadores que lograron reunir unas 150.000 firmas --20.000 más de las exigidas por la ley-- para que el Tribunal Supremo de Elecciones convocara una consulta popular --prevista para el 5 de diciembre-- convencidos de que la mayoría de la población rechazaría el proyecto de las bodas entre personas del mismo sexo.

Una encuesta de la empresa Unimer, divulgada esta semana por el diario local 'La Nación', revela que el 71 por ciento de los costarricenses habría votado en contra de los matrimonios homosexuales.

El Parlamento deberá ahora decidir entre dos proyectos que se han puesto en la mesa de discusión. Uno propone las uniones legales entre homosexuales, aplicando la misma normativa que los matrimonios heterosexuales; y el otro sugiere la posibilidad de las llamadas sociedades de conveniencia.

A este respecto, Chinchilla ha sido enfática al afirmar que su grupo político, el Partido Liberación Nacional, podrá votar de acuerdo a su criterio individual. "Más que una línea de fracción, debe prevalecer la posición individual de los diputados", aclaró.

En este sentido, la mandataria insistió en que se limitará a "respetar" el debate que tendrá lugar en el Congreso, donde los partidos Movimiento Libertario y el Partido Acción Ciudadana (PAC) han expresado su abierto apoyo a la iniciativa.