Publicado 25/06/2021 16:00CET

Cumbre UE.- Macron pide actuar ante el "avance antiliberal" dentro de la UE antes que pensar en expulsar a Hungría

HANDOUT - 24 June 2021, Belgium, Brussels: Hungarian Prime Minister Viktor Orban, arrives on the first day of a two-days European Union summit at the European Council. Photo: Gaetan Claessens/European Council/dpa - ATTENTION: editorial use only and only i
HANDOUT - 24 June 2021, Belgium, Brussels: Hungarian Prime Minister Viktor Orban, arrives on the first day of a two-days European Union summit at the European Council. Photo: Gaetan Claessens/European Council/dpa - ATTENTION: editorial use only and only i - Gaetan Claessens/European Counci / DPA

Bruselas ha dado a Orban hasta el 30 de junio para corregir la Ley antes de decidir sobre expediente

BRUSELAS, 25 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, ha alertado este viernes a sus socios europeos sobre la necesidad de actuar para frenar el "avance antiliberal" que a su juicio se está dando en sociedades dentro de la UE como la polaca o la húngara, antes que pensar en expulsar del club comunitario a Estados miembros cuando se alejan de los valores comunes, como está ocurriendo con la ley homófoba del Gobierno húngaro de Viktor Orban.

"Como europeos debemos preguntarnos por qué vemos en algunos Estados miembros, en Hungría, en Polonia, un auge antiliberal de nuestros valores. Son parte de nuestras sociedades pero están olvidando nuestros valores y lo que hemos construido desde hace siglos", ha expresado Macron al término de la cumbre europea en la que los líderes han presionado a Orban para que dé marcha atrás en su controvertida norma.

Algunos como el presidente de Países Bajos, Mark Rutte, o el portugués, Antonio Costa, han avisado de que normas que discriminan y estigmatizan a parte de los ciudadanos europeos, como ocurre con la nueva legislación húngara, no tienen cabida en la UE y han instado a Orban a plantearse si quiere seguir siendo parte del club comunitario.

"No se debe estar en la Unión Europea sin aceptar el respeto y la práctica de los derechos fundamentales", ha defendido Costa, quien ha añadido que "nadie está por obligación" en la UE y que quien permanece lo hace para compartir valores y garantizar la democracia en su territorio.

Así, Costa ha insistido en que los Veintisiete "no pueden aceptar que alguien que no comparte estos valores forme parte de la UE" y ha recordado que esta misma semana se han reactivado los procedimientos del artículo 7 contra Polonia y Hungría, expedientes que se abren cuando se ve en grave riesgo el Estado de derecho en un Estado miembro y que puede llevar a sanciones graves por el país incumplidor.

Sin embargo, Macron ha llamado a la prudencia y defendido que animar a un socio a abandonar la Unión no es el camino a su juicio más eficaz para proteger los valores y principios fundamentales, ya que podría llevar a que países muy próximos se alejaran hacia "antiliberales rusos o chinos".

Por eso, y aunque ha admitido que los procedimientos legales dentro de la UE son lentos, ha dicho que los considera eficaces para proteger el Estado de derecho y presionar a los países para cumplir con los valores democráticos, por lo que es partidario de actuar en ese marco antes que animar a un socio a activar el artículo 50 de los Tratados, único mecanismo para que un Estado miembro abandone la UE (ya que no hay procedimientos para expulsar a un miembro).

"Sería fácil señalar a un dirigente como Orban pero la cuestión es preguntarse cómo los pueblos dentro de la UE llegan a esto", ha dicho Macron, para insistir en alertar de que dentro del bloque hay "dirigentes democráticamente elegidos y sostenidos por su pueblo que toman decisiones en contra de lo que está en los cimientos de la UE".

BRUSELAS DA HASTA EL 30 DE JUNIO PARA QUE ORBAN CORRIJA

Entretanto, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, ha confirmado que sus servicios consideran que la ley que prohíbe charlas sobre homosexualidad en las escuelas húngaras o la difusión de contenidos sobre sexualidad en televisión es una "clara discriminación" del Derecho comunitario.

Ya el pasado miércoles, los comisarios de Justicia, Didier Reynders, y de Telecomunicaciones, Thierry Breton, informaron por carta a las autoridades húngaras de las dudas legales que plantea la norma, diseñada bajo el marco de n refuerzo de la protección del menor frente a delitos de pedofilia y pornografía.

La carta llama al Gobierno de Orban a tomar medidas para enmendar la norma y da de plazo a Budapest hasta el próximo 30 de junio para responder a las preocupaciones del Ejecutivo comunitario, antes de decidir sobre los pasos a seguir y si abrir un procedimiento formal de infracción.

"Como procede en una democracia, vamos a actuar por la vía del Derecho", ha dicho Von der Leyen en una rueda de prensa al concluir una cumbre en la que el debate sobre la situación en Hungría ha sido definida por algunos de sus participantes como una discusión "franca", "difícil" e incluso "visceral".