Publicado 07/06/2021 17:46CET

La Defensoría del Pueblo de Colombia denuncia la "constante situación de desplazamiento forzoso" de miles de familias

Archivo - Proyecto de cooperación con los desplazados por el conflicto armado en Colombia
Archivo - Proyecto de cooperación con los desplazados por el conflicto armado en Colombia - CAMPUS IBERUS/UR - Archivo

MADRID, 7 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Defensoría del Pueblo de Colombia ha denunciado la "constante situación de desplazamiento forzoso" que viven miles de familias en varias regiones del país a causa de la presencia de grupos armados.

En un comunicado, la entidad ha alertado de la situación y ha matizado que desde el 28 de abril al 4 de junio de 2021 se han registrado una veintena de desplazamientos forzosos masivos que han obligado a unas 3.000 familias --casi 9.000 personas-- a abandonar sus comunidades.

El citado periodo, que comienza con el inicio del Paro Nacional, no mantiene relación alguna con las protestas masivas que han tenido lugar en todo el país contra el Gobierno del presidente, Iván Duque, desde finales de abril.

En el departamento de Nariño, en la región del Pacífico, 2.785 familias han sido víctimas de estos desplazamientos, mientras que el Cauca registró dos eventos de desplazamiento masivo, de los que han sido víctimas 141 familias.

En el Caribe, por otra parte, se han constatado este tipo de casos en los departamentos de La Guajira y Córdoba, donde la población indígena se ha visto más afectada. En la región Andina también se vive esta situación, particularmente en Antioquia, Risaralda y Norte de Santander, aunque la Defensoría también ha registrado eventos de desplazamiento en la región de la Orinoquia y la Amazonía.

Por otra parte, los grupos armados estarían obligando a la población a permanecer en sus viviendas, en lo que las autoridades han calificado como "confinamientos". Actualmente, según el informe de la Defensoría, hay diez comunidades confinadas, unas 3.600 personas.

El informe ha sido elaborado en un momento en que la Defensoría está siendo duramente criticada por el Paro Nacional, que pide la renuncia del jefe de la entidad, Carlos Camargo. Los manifestantes han acusado a la entidad de haber perdido autonomía.

Contador