Publicado 13/11/2020 21:22CET

La Defensoría del Pueblo de Perú pide a la Policía que deje "inmediatamente" de usar gas lacrimógeno en las protestas

Protestas contra la vacancia del expresidente de Perú Martín Vizcarra.
Protestas contra la vacancia del expresidente de Perú Martín Vizcarra. - MARIANA BAZO / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

Naciones Unidas en Perú ha manifestado este viernes su "profunda preocupación" por la actuación de las fuerzas del orden en el marco de las protestas que se registran en la nación andina, tras la destitución del expresidente Martín Vizcarra.

La ONU en Perú ha subrayado que las marchas tienen un "carácter pacífico en su mayoría" y ha censurado que la labor policial, especialmente en las marchas del jueves, provocaron heridos, "incluyendo manifestantes y periodistas".

En este sentido, ha recordado que la utilización "arbitraria e indiscriminada" de las armas letales vulnera el principio de proporcionalidad e infringe los estándares internacionales, que requieren de "precaución, necesidad y proporcionalidad" en la actuación policial.

En un comunicado, ha señalado también que se han registrado "violaciones del derecho de los detenidos al debido proceso, incluyendo detenciones de manifestantes adolescentes". A este respecto, ha considerado necesario llevar a cabo una investigación "independiente, imparcial y oportuna", así como "reparar a las víctimas y sancionar a los responsables".

De forma paralela, ha lamentado que una "minoría" de manifestantes se comporten de forma violencia, lo que "desvirtúa el carácter mayoritariamente pacífico de las miles de personas que marchan". Así, ha recordado que la ciudadanía tiene el derecho a la libre manifestación, asociarse y expresarse pacíficamente "sin sentir miedo a represalias".

Por último, han pedido a las autoridades y a los sectores de la sociedad peruana "actuar con responsabilidad y respetar el Estado de Derecho, rechazando cualquier acto de violencia". "Urge buscar soluciones pacíficas a través del diálogo y los canales institucionales existentes", ha indicado, poniéndose a disposición de todas las partes.

Horas antes, la Defensoría del Pueblo de Perú ha pedido a la Policía del país que deje "de forma inmediata" de hacer uso de gas lacrimógeno y perdigones contra los ciudadanos durante las movilizaciones.

"Exigimos a las fuerzas de seguridad que dejen de hacer un uso excesivo de la fuerza contra ciudadanos que ejercen su derecho a manifestarse", ha señalado la Defensoría en su cuenta de Twitter.

Así, ha reivindicado el derecho a la movilización y ha lamentado que este tipo de "excesos" pueden configurar "graves delitos". "Mantenemos nuestra supervisión", ha recalcado. La Defensoría ha habilitado, además, una línea gratuita para denunciar este tipo de actuaciones policiales.

GASES LACRIMÓGENOS SÍ, PERDIGONES NO

Por su parte, el ministro del Interior de Perú, Gastón Rodríguez, ha defendido el lanzamiento de gases lacrimógenos por parte de la Policía durante la última jornada de protestas, mientras que Vizcarra ha lamentado la "agresividad" de los agentes.

Rodríguez ha justificado la labor de los agentes alegando que tras permanecer "soportando por más de treinta minutos" el lanzamiento de piedras y objetos han tenido que actuar para defender su propia seguridad y la llegada de los manifestantes al Congreso.

En esta línea, ha negado el uso de perdigones, aduciendo que está "restringido". "Sólo son bombas lacrimógenas las que se han utilizado, repito, luego de haber reportado una carga a la Policía innecesaria", ha insistido, según ha informado la emisora RPP.

El titular de Interior ha asegurado, además, que desde que asumió la cartera no hay policías de civil en las calles. "Estoy dirigiendo desde hoy una nueva estrategia de la Policía que no contempla la utilización de policías de civil para hacer capturas a manifestantes", ha sostenido.

Los ciudadanos, sin embargo, han hecho uso de las redes sociales para denunciar la "brutal" represión y han difundido vídeos en los que se muestra el lanzamiento de gases lacrimógenos.

El Instituto de Prensa y Sociedad ha denunciado, además, que los periodistas Alonso Balbuena y Ernesto Benavides han resultado heridos cuando cubrían las protestas.

Por tercer día consecutivo, las principales ciudades de Perú han sido escenario de manifestaciones y protestas contra lo que consideran un golpe de Estado contra las instituciones, después de que el Congreso aprobará con 105 votos a favor, 19 en contra y 4 abstenciones, despojar de su cargo a Vizcarra, a quien se le presentó una moción de censura por las acusaciones de corrupción que pesan en su contra.

Contador