Publicado 08/06/2020 22:06CET

Un destacado opositor anuncia que buscará el apoyo de su partido para presentarse a la Presidencia de Tanzania

MADRID, 8 Jun. (EUROPA PRESS) -

El destacado opositor tanzano Tundu Lissu ha anunciado este lunes que intentará lograr el respaldo de su partido, Chadema, de cara a presentar su nominación a las elecciones presidenciales que se celebrarán en octubre en el país africano.

"Hoy, lunes 8 de enero de 2020, anuncio mi intención oficial de presentarme como candidato a la Presidencia de Tanzania", ha señalado a través de su cuenta en la red social Twitter. "Pido a mis conciudadanos que me apoyen en este viaje", ha agregado.

Así, ha criticado en un vídeo publicado en esta red social la gestión del presidente, John Magufuli, durante sus cinco años de mandato, sin pronunciarse sobre cuándo tiene previsto volver al país para iniciar su campaña.

Lissu reside en estos momentos en Bélgica, donde ha estado recibiendo tratamiento por las heridas sufridas tras ser tiroteado en 2017. El político ha cancelado varios viajes a su país citando motivos de seguridad.

El opositor ha acusado al Gobierno de no tomar medidas contra los responsables del intento de asesinato, sin que hasta la fecha se hayan producido arrestos. Las autoridades argumentan que las investigaciones no avanzan debido a que no ha vuelto al país.

El político, vicepresidente del opositor Chadema, es considerado como un duro rival para Magufuli, quien buscará la reelección en los comicios de octubre, que por el momento no han sido aplazados a causa de la pandemia de coronavirus.

De hecho, el mandatario ha dado por superada la pandemia de coronavirus en el país africano, tras semanas de críticas a su gestión y durante las que ha sido acusado de no desvelar el impacto real de la COVID-19, ya que no se han ofrecido datos desde el 29 de abril.

El mandatario, cuyo apodo es 'buldócer' por la forma en la que presiona y fuerza para llevar a cabo sus políticas, ha sido acusado de estar acabando con la democracia mediante sus políticas de represión contra los medios y los opositores, que minan la libertad de expresión.

Por contra, se ha ganado ciertas alabanzas entre sus donantes internacionales gracias a un campaña anticorrupción y a los recortes que ha llevado a cabo en el gasto público.

Magufuli ha cesado a miles de funcionarios desde que llegó al poder en 2015 en una campaña cuyo objetivo declarado es acabar con la corrupción y la falta de eficiencia en la administración pública.