Publicado 20/07/2020 19:35CET

Dimite el alcalde de la ciudad más importante del norte de Siberia tras un vertido de diésel y el brote de COVID-19

Rusia.- Dimite el alcalde de la ciudad más importante del norte de Siberia tras
Rusia.- Dimite el alcalde de la ciudad más importante del norte de Siberia tras - 2002 GETTY IMAGES / OLEG NIKISHIN - Archivo

MADRID, 20 Jul. (EUROPA PRESS) -

Rinat Ajmetchin, alcalde de la ciudad de Norilsk, la más importante del norte de Siberia, ha dimitido de su cargo este lunes tras un conflicto con las autoridades regionales por el coronavirus y después de un grave vertido de diésel ocurrido en junio.

"Ajmetchin ha presentado su renuncia", ha informado el servicio de prensa del Ayuntamiento y recoge la agencia de noticias oficial rusa, Sputnik.

Ajmetchin ha explicado a la prensa que tomó la decisión de dimitir después de que las autoridades regionales le expresaran su desconfianza en su labor. "En los medios de comunicación y servicios de mensajería apareció una información negativa sobre mí, mi trabajo y los datos que proporcioné. (...) Expresaron desconfianza en mi labor. He tomado esta decisión de presentar la dimisión", ha apuntado.

Ajmetchin, en el cargo desde 2017, comunicó a la prensa que la ciudad no podría hacer frente por sí solo al aumento de los casos de contagio por el coronavirus y que necesitaba asistencia de las autoridades regionales.

Así, escribió una carta al gobernador de la región de Krasnoyarsk, Alexander Uss, en la que pidió que enviara a Norilsk un grupo de médicos para que ayudaran en la lucha contra la COVID-19.

En la carta el alcalde de Norilsk informó de que en la ciudad se habían confirmado 832 casos de coronavirus desde marzo, mientras que las autoridades sanitarias de la región afirman que hasta este lunes se detectaron en total 436 contagios.

En junio el Comité de Investigación de Rusia abrió una investigación contra Ajmetchin por de negligencia en el caso del derrame de 21.000 metros cúbicos de combustible diésel almacenados en un tanque de la central térmica de la ciudad. En concreto, está acusado de no tomar las medidas necesarias para reaccionar ante la catástrofe.