Publicado 04/01/2021 10:47CET

Economía.- El sector manufacturero aceleró su expansión en diciembre en España y en la zona euro, según PMI

Un trabajador de la línea de producción del Seat León de la fábrica de Martorell (Barcelona) de Seat
Un trabajador de la línea de producción del Seat León de la fábrica de Martorell (Barcelona) de Seat - SEAT - Archivo

MADRID, 4 Ene. (EUROPA PRESS) -

La actividad del sector manufacturero aceleró su expansión durante el último mes de 2020, tanto en la zona euro, donde el índice PMI subió a 55,2 puntos desde los 53,8 de noviembre, como en España, con un ritmo de crecimiento de 51 puntos, frente a la contracción observada en noviembre, con 49,8 puntos.

"El sector manufacturero de la zona euro cerró 2020 con una nota alentadoramente positiva, ya que el crecimiento de la producción se aceleró a uno de los ritmos más rápidos de los últimos tres años", declaró Chris Williamson, economista jefe de IHS Markit.

Entre las principales economías de la zona euro, Alemania lideró la expansión industrial, con una lectura de 58,3 puntos, su máxima en 34 meses, por delante de los 58,2 de Países Bajos, su mejor lectura en 27 meses, y de Italia, con 52,8 puntos.

De su lado, el sector manufacturero de Francia registró su mayor expansión de los dos últimos meses, con un PMI de 51,1 puntos en diciembre, mientras que en España la actividad industrial dejó de caer y se incrementó ligeramente, hasta los 51 puntos.

En este sentido, el economista jefe de IHS Markit destacó el sólido comportamiento del sector industrial a pesar del endurecimiento de las restricciones por la pandemia en los últimos meses de 2020, lo que representa un gran contraste con los resultados observados durante los confinamientos de principios de año.

"Las fábricas están actuando como un apoyo crucial para la economía ya que el sector servicios se ve afectado fuertemente por las medidas de distanciamiento social", añadió.

En el caso de España, Paul Smith, economista de IHS Markit, indicó que las empresas se están mostrando cada vez más optimistas acerca de los resultados de sus negocios en el plazo de doce meses, a pesar de la incertidumbre a corto plazo.

De hecho, esta incertidumbre pesó en las decisiones de contratación de las empresas del sector manufacturero, que ante la caída de la demanda y el exceso de capacidad, optaron por reducir sus plantillas por segundo mes consecutivo.

"La confianza de las empresas se centra en las esperanzas de que la pandemia se habrá superado totalmente para finales de año, y que en consecuencia la actividad del mercado y la demanda se encontrarán bien encaminadas hacia la recuperación", afirmó.

Contador