Ecuador.- El Gobierno atribuye las manifestaciones contra el TLC a objetivos electorales

Actualizado 16/03/2006 2:51:00 CET

QUITO, 16 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Ecuador manifestó hoy, a través de su secretario de Comunicación, Enrique Proaño, que está analizando las medidas a tomar en caso de que el movimiento indígena continúe obstaculizado las carreteras del país en protesta por las negociaciones con Estados Unidos de un Tratado de Libre Comercio y por el contrato estatal con la petrolera norteamericana OXY, y aseguró que estas movilizaciones no tienen nada que ver con el TLC y responden a objetivos electorales.

Así Proaño señaló que el Gobierno usará medidas de fuerza de acuerdo con la ley en caso de que sean necesarias e insistió en que el tema del Tratado de Libre Comercio no puede ser sometido a consulta popular, ya que aún no está firmado, según declaró a Radio Universal.

el secretario insistió en que se está protestando sobre algo "que no existe", y recordó que el presidente, Alfredo Palacio, ha dicho que no firmará un Tratado que perjudique al país, lo cual demuestra que "detrás de las movilizaciones existen intereses políticos más grandes".

Proaño informó de que el 8 por ciento de la población está participando en las protestas, por lo que el Gobierno "no está dispuesto a permitir" que una minoría "trate de desestabilizar al país", y puntualizó que se continuarán con las negociaciones del TLC.

Por otro lado, indicó que no están estudiando el decretar el estado de emergencia porque el 8% de la población no esté de acuerdo con el TLC, sino porque "nadie tiene derecho a obstaculizar las vías y a causar el caos". Además explicó que se analiza el estado de emergencia para "garantizar el orden y la tranquilidad".