La protesta convocada contra el Gobierno acaba en disturbios

Actualizado 18/09/2014 10:32:35 CET
Policía de Ecuador
Foto: Reuters

QUITO, 18 Sep. (Notimérica/EP) -

   La marcha convocada para este miércoles por los sindicatos y a la que se han sumado algunos grupos de oposición en la capital del país, Quito, ha terminado en disturbios, con quince policías heridos y 74 personas detenidas en los diferentes puntos de la ciudad en los que se han registrado actos violentos.

   Así lo han confirmado el ministro del Interior, José Serrano, y el comandante de la Policía del Distrito Metropolitano de Quito, Ramiro Mantilla, que coinciden en que los puntos de mayor tensión se encontraban cerca de la plaza de San Francisco, donde concluía la marcha convocada por el Frente Unido de los Trabajadores (FUT), y en el sur de la ciudad, cerca del colegio público Montúfar.

   Serrano ha denunciado que los agentes de la Policía, que portaban escudos con la leyenda 'manifiéstate en paz', han sido atacados con palos y cócteles molotov. En este sentido, ha hecho énfasis en el carácter político de la manifestación. "No ha habido reivindicación sino una acción desesperada por violentar la democracia", ha aseverado.

   El funcionario ecuatoriano ha insistido en que se han visto una serie de hechos violentos "que no pueden ser parte de una protesta sino de un acto delincuencial", durante su visita a los agentes agredidos al hospital de la Policía Nacional, donde ha destacado la "actitud ponderada" que han mantenido los agentes frente a la "beligerancia" de los manifestantes.

   "Hay que tomar acciones, definitivamente", ha añadido el ministro del Interior, a la vez que calificaba como "reprochable y denigrante" la actuación de los activistas opositores, de acuerdo con la información de la agencia de noticias ecuatoriana ANDES.

CORREA ALERTABA DEL PELIGRO

   El presidente de Ecuador, Rafael Correa, advirtió a primera hora de la mañana de este miércoles de que la marcha convocada por los sindicatos y a la que se han sumado algunos grupos de oposición busca generar un "proceso desestabilizador" como el que se ha vivido en Venezuela.

   Tras defender los avances logrados bajo su gestión en materia económica, Correa dejó claro que no cederá "ante los absurdos, ante la sinrazón". "Tratarán de adornar esto como respuesta legítima pero nosotros también podemos protestar ante ese pasado ilegítimo que quiere regresar y la doble moral de cierta dirigencia sindical", subrayó.

   Asimismo, Correa advirtió de que no dialogará con los promotores de la protesta porque plantean peticiones "mediocres" que, según él, buscan derogar los avances en la educación superior como la categorización de universidades y el examen de ingreso a esos centros.

   La protesta fue convocada por el Frente Unitario de Trabajadores y la Confederación de Nacionalidades Indígenas y contó con el respaldo de otros colectivos como un sector de los estudiantes y los partidos políticos Frente Popular y Asamblea de los Pueblos del Sur.