Publicado 10/02/2021 14:32CET

EEUU se distancia de la teoría de la Administración Trump que vincula el coronavirus a un laboratorio en China

Imagen de archivo de un laboratorio chino.
Imagen de archivo de un laboratorio chino. - XINHUA/HAO YUAN - Archivo

MADRID, 10 Feb. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades de Estados Unidos se han distanciado de la teoría de la Administración del expresidente Donald Trump que vincula el coronavirus a un laboratorio chino después de que el equipo de expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) destinado en China para investigar el origen del virus concluyera que la COVID-19 es una enfermedad zoonótica.

"Creo que en vez de lanzar conclusiones que pueden verse motivadas por cualquier cosa excepto la ciencia tenemos que ver los datos que tenemos delante, adónde nos lleva la ciencia", ha manifestado el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price, en una rueda de prensa en la que ha matizado que la administración de Joe Biden, por contra, "apoya claramente la investigación" de la OMS.

El equipo llegó el 14 de enero a Wuhan, considerada como la ciudad epicentro de la pandemia y, tras dos semanas de cuarentena, ha visitado lugares como el mercado mayorista de mariscos de Huanan, donde se produjo el primer grupo de infecciones conocido, así como el Instituto de Virología de Wuhan, en el que se investiga con varios tipos de coronavirus.

Según sus conclusiones, todavía no es posible determinar cómo se introdujo el virus del COVID-19 en el mercado de Huanan, pero aseguran que estaba ya circulando por otros puntos de la ciudad en esas fechas. En cualquier caso, los expertos han rechazado que se estuviera propagando por la ciudad china antes de finales de 2019.

El ahora exsecretario de Estado de Trump, Mike Pompeo, defendió en numerosas ocasiones que el virus se había "escapado" de un laboratorio de la ciudad china, si bien aseguró en todo momento que se encontraba a la espera de las conclusiones y los hallazgos definitivos de la OMS al respecto.

Pompeo, que culpó en todo momento al Gobierno chino de la pandemia, ha reprochado a Pekín no haber actuado antes tras detectar los primeros casos y no descartó por completo la posibilidad de que el virus fuera "liberado de forma deliberada".

En una serie de documentos revisados por la Administración Biden tras la jura del cargo, Pompeo señalaba que Estados Unidos estaba al tanto de que varios investigadores del Instituto de Virología habrían enfermado presuntamente con "síntomas consistentes de COVID-19".

Sin embargo, Price ha matizado que dicho dossier "carece de pruebas o conclusiones" y no da credibilidad "a una teoría frente a otra". A pesar de ello, ha coincidido en que China no dio la información suficiente en su momento. "Creo que verdad que China no ha ofrecido la transparencia que necesitábamos y que necesitaba la comunidad internacional para poder evitar que se repitan este tipo de pandemias", ha dicho.