Publicado 13/08/2020 00:47CET

EEUU.- Harris dice que "EEUU clama por liderazgo" en su primer acto junto a Biden de cara a las elecciones de noviembre

EEUU.- Harris dice que "EEUU clama por liderazgo" en su primer acto junto a Bide
EEUU.- Harris dice que "EEUU clama por liderazgo" en su primer acto junto a Bide - Michael Brochstein/ZUMA Wire/dpa - Archivo

MADRID, 13 Ago. (EUROPA PRESS) -

La compañera de fórmula del virtual candidato demócrata Joe Biden a la Casa Blanca, Kamala Harris, ha asegurado este miércoles que "Estados Unidos clama por liderazgo" y ha acusado al presidente del país, Donald Trump, de empeorar la situación de la crisis sanitaria provocada por la COVID-19 con sus "delirantes" decisiones.

Las palabras de la senadora por California se han producido en su primera aparición junto a Biden, una vez el que fuera vicepresidente anunciase en las últimas horas su designación como su segunda en su camino a la Casa Blanca, de cara a las elecciones de noviembre.

En un acto celebrado en Wilmington, en el estado de Delaware, en la costa este de Estados Unidos, Harris ha dicho estar preparada apara asumir la responsabilidad que conlleva su designación y ha pedido al pueblo estadounidense que no se resigne a "aceptar el Gobierno fallido de Donald Trump y Mike Pence".

"Estados Unidos clama por liderazgo, pero tenemos un presidente que se preocupa más por sí mismo que por las personas que lo eligieron", ha manifestado.

"En sólo 83 días tenemos la oportunidad de elegir un futuro mejor para nuestro país", ha insistido Harris, para quien es necesario un nuevo "mandato que demuestre que los últimos años" no han sido una representación de aquello que significa y pretende Estados Unidos.

Durante su discurso, Harris también ha arremetido contra Trump por lo que considera una mala y "delirante" gestión de la crisis sanitaria.

En su opinión, Estados Unidos ha superado los cinco millones de contagios y ha sufrido más de 165.000 pérdidas humanas porque Trump "no se tomó en serio desde el principio" la enfermedad.

"Su negativa a poner en marcha las pruebas, su cambio en el distanciamiento social y el uso de mascarillas. Su creencia delirante de que él sabe más que los expertos. Todo eso es la razón por la que un estadounidense muere de COVID-19 cada 80 segundos", ha criticado.