Publicado 05/07/2020 15:04CET

EEUU.- Muere una de las manifestantes atropelladas intencionadamente durante el corte de una autovía en Seattle

EEUU.- Muere una de las manifestantes atropelladas intencionadamente durante el
EEUU.- Muere una de las manifestantes atropelladas intencionadamente durante el - Paul Christian Gordon/ZUMA Wire/ DPA

MADRID, 5 Jul. (EUROPA PRESS) -

Una de las manifestantes atropelladas durante el corte de una autovía en la ciudad estadounidense de Seattle finalmente ha fallecido y otra manifestante está herida grave. Las afectadas participaban en una protesta contra la violencia policial cuando fueron embestidas por un vehículo, cuyo conductor ha sido detenido.

El Centro Médico Harborview ha confirmado la muerte de Summer Taylor, de 24 años de edad y vecina de Seattle, ha explicado una portavoz del hospital, Susan Gregg, citada por el periódico 'The Seattle Times'. La otra paciente, Diaz Love, de 32 años y residente en Portland, Oregón, se encuentra hospitalizada en la unidad de cuidados intensivos con pronóstico grave.

La Patrulla Estatal de Washington ha identificado al conductor como Dawit Kelete, de 27 años y vecino de Seattle, quien ya ha internado en la Prisión del Condado de King por agresión vehicular. La investigación descarta que fuera accidental, ya que Kelete condujo deliberadamente en dirección contraria para entrar en la autovía Interestatal 5 cortada por los manifestantes.

Seattle vive desde hace dos meses intensas protestas contra la violencia policial y el racismo y los manifestantes llegaron incluso a tomar bajo su control tras expulsar a la Policía la conocida como zona de Protesta Organizada del Capitolio de Seattle (CHOP, por sus siglas en inglés).

La zona CHOP es una parte del centro de Seattle de unas seis manzanas utilizada como punto de partida de manifestaciones para protestar contra la violencia policial. La Policía tuvo que abandonar el distrito Este el 8 de junio tras días de violentos enfrentamientos con miles de manifestantes. Finalmente fue desmantelada el 1 de julio.

Estas protestas se enmarcan en la ola de manifestaciones contra el racismo institucional y la violencia policial desatada tras la muerte el 25 de mayo del afroamericano George Floyd, quien murió tras pasar casi nueve minutos ahogado por un policía que le aprisionó el cuello con su rodilla y contra el suelo.