Publicado 05/02/2021 15:05CET

EEUU.- La tasa de paro de EEUU cae al 6,3% en enero, cuatro décimas menos, y se crean 49.000 empleos

04 February 2021, US, Washington: US President Joe Biden delivers remarks in his first major address on foreign policy during a press conference at the Department of State Harry S. Truman Building. Photo: Freddie Everett/State Department/Planet Pix via ZU
04 February 2021, US, Washington: US President Joe Biden delivers remarks in his first major address on foreign policy during a press conference at the Department of State Harry S. Truman Building. Photo: Freddie Everett/State Department/Planet Pix via ZU - Freddie Everett/State Department / DPA

Hasta 43.000 de los empleos creados procedieron del sector público, coincidiendo con la toma de posesión de Joe Biden como presidente

WASHINGTON, 5 Feb. (EUROPA PRESS) -

La tasa de desempleo en Estados Unidos experimentó un descenso de cuatro décimas en enero, hasta situarse en el 6,3%, por lo que el mercado laboral continuó con la recuperación después de que en diciembre se destruyera empleo por el impacto de la nueva oleada de infecciones de COVID-19, según las cifras publicadas este viernes por la oficina de estadísticas laborales del Departamento de Trabajo estadounidense.

La recuperación económica del país se fue ralentizando el año pasado hasta culminar en diciembre, cuando se destruyeron 227.000 empleos. En enero, el país ha recuperado la senda de creación de puestos de trabajo con 49.000 nóminas no agrícolas adicionales. Desde que comenzó la recuperación en mayo de 2020, el país ha recuperado más de 12 millones de empleos, apenas el 60% de los puestos perdidos en abril, cuando la crisis destruyó casi 21 millones.

De esta forma, la tasa de paro ha seguido alejándose de los máximos históricos que llegó a registrar en primavera y verano, de hasta un 14,7%. En octubre de 2009, el pico de la crisis financiera mundial iniciada en 2008, la tasa de paro de Estados Unidos llegó al 10%, mientras que el máximo histórico hasta este año se situaba en diciembre de 1982, cuando alcanzó el 10,8%.

La cifra de parados de larga duración, aquellos que han permanecido en situación de desempleo por un mínimo de 27 semanas, se elevó a 4,023 millones de personas, lo que equivale a un incremento de 67.000 parados. Su peso con respecto al total de desempleados se elevó en más de dos puntos porcentuales, hasta el 39,5%.

De su lado, la cifra total de personas en el paro fue de 10,13 millones, por lo que descendió en 606.000 personas. La tasa de participación en el mercado laboral durante el primer mes de 2021 se redujo en una décima, hasta el 61,4%. Con respecto a diciembre, la población activa descendió en 406.000 personas.

De esta forma, gran parte de la reducción de la tasa de paro ha sido por el incremento de las nóminas del sector agrícola y por los parados que han abandonado la población activa.

Por grupos de trabajadores, la tasa de paro entre las mujeres cayó tres décimas, hasta el 6%, mientras que entre los hombres se redujo en cuatro décimas, también hasta el 6%. El desempleo entre los jóvenes se situó en el 14,8%, 1,2 puntos menos.

De los 49.000 puestos de trabajo generados en enero, únicamente 6.000 procedieron del sector privado, los otros 43.000 se registraron en el Gobierno, coincidiendo con la toma de posesión del nuevo presidente de Estados Unidos, Joe Biden.

De esta forma, el sector servicios profesionales y a empresas generó 97.000 nuevos empleos, aunque ese incremento se vio compensado por la reducción de 7.000 personas en los servicios educativos y sanitarios y por el despido de 37.800 personas en el comercio minorista y otros 27.800 en el transporte y almacenaje de bienes.

La duración de la semana laboral media se redujo a 35 horas en enero, mientras que los ingresos medios por hora se elevaron en 6 centavos, hasta 29,96 dólares.

Asimismo, el Departamento de Trabajo ha informado de que el número de empleos creados en noviembre se ha revisado a la baja, hasta 264.000 personas (72.000 menos), mientras que el dato de diciembre se ha ajustado hasta 227.000 empleos destruidos (87.000 más de lo estimado).