Publicado 02/01/2021 12:29CET

EEUU.- Un tribunal de EEUU restaura la ejecución inminente de la única prisionera federal en el corredor de la muerte

Centro penitencierio de EEUU.
Centro penitencierio de EEUU. - WIKIMEDIA - Archivo

MADRID, 2 Ene. (EUROPA PRESS) -

Un tribunal de apelaciones de Estados Unidos ha revertido la moratoria de pena de muerte emitida la semana pasada contra Lisa Montgomery, la única prisionera federal condenada a la inyección letal en el país, y que será ejecutada el próximo 12 de enero, ocho días antes de la investidura de Joe Biden como presidente del país.

Montgomery fue condenada por un crimen brutal perpetrado en 2004, en el que asesinó a una embarazada, a la que abrió en canal para quedarse con su hijo no nacido, que sobrevivió al ataque.

La abogada de Montgomery, Meaghan VerGow, ha anunciado que tiene intención de apelar en su totalidad la decisión del Tribunal de Apelaciones del Distrito de Columbia e insistió que la mujer padece un grave trastorno mental tras años de ser víctima abusos por parte de sus padres.

"Dado todo lo que sabemos sobre Lisa Montgomery, sobre su enfermedad mental y sobre la vida de horrible trauma que ha sufrido, no vemos una razón lógica para su ejecución", según un comunicado de VerGow, que ha pedido al presidente estadounidense, Donald Trump, que emita una orden de clemencia, informa CNN.

Estados Unidos reanudó las ejecuciones a nivel federal, independientes de las efectuadas en cada estado, el pasado mes de julio por orden del fiscal general del país, William Barr, tras una moratoria de 16 años.

Antes de que Trump, asumiera el cargo, solo se habían llevado a cabo tres ejecuciones federales en este período; las mismas que quedan por cumplirse hasta el final de la transición presidencial.

Todas se llevaron a cabo bajo el mandato del presidente republicano George W. Bush, e incluyeron al preso Timothy McVeigh, condenado por el atentado con bomba en un edificio federal de Oklahoma City. Desde 2003, no ha habido ejecuciones federales en absoluto, hasta ahora.

Barr argumentó que las ejecuciones federales están contempladas por el Congreso y las últimas van dirigidas contra "los responsables del asesinato, y en ocasiones, la tortura y violación, de los más vulnerables de la sociedad, niños y ancianos".

Contador