Publicado 06/11/2020 01:12CET

EEUU.- Trump ataca al voto por correo e insiste en que están intentando "robarle" las elecciones

02 November 2020, US, Fayetteville: US President Donald Trump holds a Make America Great Again rally at the Fayetteville Regional Airport as part of his Republican campaign ahead of the US presidential election. Photo: Andy Martin Jr./ZUMA Wire/dpa
02 November 2020, US, Fayetteville: US President Donald Trump holds a Make America Great Again rally at the Fayetteville Regional Airport as part of his Republican campaign ahead of the US presidential election. Photo: Andy Martin Jr./ZUMA Wire/dpa - Andy Martin Jr./ZUMA Wire/dpa

MADRID, 6 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha arremetido contra el voto por correo, al que ha calificado de "corrupto", y ha asegurado que "están intentando robar" las elecciones al Partido Republicano.

"Saben cuántos votos necesitan y van a esperar y esperar hasta encontrar esos votos. Están encontrando papeletas de repente y es sorprendente que todas vayan para el mismo lado, para los demócratas", ha dicho Trump en una rueda de prensa celebrada en la Casa Blanca.

"Los demócratas jamás creyeron que podrían ganar las elecciones y por eso utilizaron el voto por correo, que es propenso a la corrupción y el fraude", ha insistido el todavía presidente de Estados Unidos, quien han confirmado que "habrá muchos litigios" porque hay "pruebas suficientes".

El magnate ha acusado a los grandes medios de comunicación y a las tecnológicas de intentar "interferir" en la opinión pública estadounidense con encuestas "falsas" y "fraudulentas" con el objetivo de "crear la ilusión" de que el candidato demócrata, Joe Biden, podría ganar.

Trump ha insistido durante su intervención en que el voto por correo, tal y como él predijo, "sería un proceso injusto", y que si se cuentan los "voto legales" el Partido Republicano sería el ganador de las elecciones.

"El voto por correo ha destruido nuestro sistema, es corrupto", ha afirmado Trump, quien cuestiona que ciudades como Detroit o Filadelfia, con "antecedentes de fraude en elecciones menores", sean los encargados de decidir el ganador de las presidenciales del pasado 3 de noviembre.

Contador