España/México.- El presidente de México traslada al Rey y a Zapatero su satisfacción por el comunicado de ETA

Actualizado 29/10/2011 0:40:59 CET

MADRID, 28 Oct. (EUROPA PRESS) -

El presidente de México, Felipe Calderón, ha mantenido este viernes un encuentro con el Rey Juan Carlos y el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, a quienes ha trasladado su satisfacción por el anuncio de ETA de renunciar de forma definitiva a su actividad armadas.

Para Calderón, se trata de un hecho "histórico", y así se lo ha trasladado al monarca y a Zapatero durante una reunión celebrada al margen de la XXI Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno que se celebra en Paraguay.

Calderón ha extendido la felicitación por el comunicado de ETA al pueblo español, ya que el anuncio "contribuye a fortalecer la vida y las instituciones democráticas de España", según informa la Presidencia mexicana en una nota.

Durante el encuentro, los tres líderes también han tratado la situación económica a nivel internacional y han hecho alusión, de forma particular, a la crisis europea y a la cumbre de líderes continentales celebrada esta semana en Bruselas.

El presidente mexicano ha trasladado también sus "mejores deseos" y los de su país para las elecciones generales previstas para el próximo 20 de noviembre en España.

NUEVA ETAPA DE COOPERACIÓN

En términos bilaterales, Calderón, el Rey y Zapatero han destacado "la consolidación de la Asociación Estratégica" que ambos países iniciaron en 2007 y que ha convertido a España en el primer inversor de la Unión Europea en México y a este país en el "principal mercado" para España en América Latina.

También han coincidido en la necesidad de "impulsar aspectos como la cohesión social y el desarrollo de capital humano en la región".

Zapatero y Calderón han presenciado al final de su reunión la firma del Acta de la XIV Subcomisión Mixta de Cooperación Técnica y Científica España-México 2011-2015, mediante la cual se inicia una "nueva etapa de cooperación", como apunta el Gobierno mexicano, que prevé mejoras en cultura y desarrollo, gobernabilidad democrática y crecimiento económico para la reducción de la pobreza, dentro de cuya esfera se engloban cuestiones de educación y de medio ambiente.

El texto ha sido firmado por las ministras de Asuntos Exteriores de España y de México, Trinidad Jiménez y Patricia Espinosa, respectivamente.

El Marco de Asociación es, según Calderón, "fruto de un trabajo conjunto" entre los dos países y de un deseo de ambas partes de apoyar "sectores prioritarios". La colaboración se triangulará también hacia terceros países, en especial Estados de Centroamérica y el Caribe, adelanta la Presidencia mexicana.