Publicado 16/12/2020 19:12CET

Etiopía.- La UE pospone la entrega de 90 millones de euros en ayuda a Etiopía a causa del conflicto en Tigray

Abiy Ahmed, primer ministro de Etiopía
Abiy Ahmed, primer ministro de Etiopía - MISTRULLI/FOTOGRAMMA/ROPI / ZUMA PRESS / CONTACTOP

MADRID, 16 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Unión Europea (UE) ha anunciado este miércoles su decisión de posponer la entrega de 90 millones de euros en ayuda a Etiopía a causa del conflicto en Tigray y ha recalcado que el Gobierno del país africano "debe cumplir ciertas condiciones" de cara a la activación del proceso de envío de estos fondos.

La portavoz de Ampliación y Vecindad de la UE, Ana Pisonero, ha señalado en un comunicado enviado a Europa Press que el bloque "ha decidido posponer su decisión sobre el potencial pago de una ayuda presupuestaria de 90 millones de euros antes de final de año".

"Ante las circunstancias actuales, la UE no está en posición de entregar el apoyo presupuestario, como estaba previsto", ha señalado, antes de agregar que "el apoyo presupuestario es un proceso que tiene que seguir un camino determinado, fundamentado en el análisis del cumplimiento de los requisitos acordados, pero también en consideraciones políticas apropiadas".

"Necesitamos ver que se cumplen ciertas condiciones por parte del Gobierno de Etiopía para el reinicio del apoyo presupuestario de la UE", ha aclarado, subrayando que entre las mismas figura "garantizar un acceso humanitario total a los actores humanitarios para que lleguen a las personas en situación de necesidad en todas las áreas afectadas, en línea con el Derecho Humanitario".

Asimismo, ha desvelado que entre las condiciones está también "que los civiles sean capaces de lograr refugio en los países vecinos" y que "terminen las medidas de carácter étnico y el discurso del odio", así como la puesta en marcha de "mecanismos para supervisar las violaciones de los Derechos Humanos para investigar las acusaciones de violaciones de los mismos".

Pisonero ha manifestado además que la UE vincula la entrega de estos fondos "al restablecimiento total de las líneas de comunicaciones y el acceso a los medios a Tigray", si bien ha hecho hincapié en que la decisión "no afecta a los programas humanitarios sobre el terreno o a otras acciones de desarrollo, que seguirán siendo aplicadas como hasta ahora".

El inicio de la ofensiva en Tigray fue anunciado el 4 de noviembre por el primer ministro etíope, Abiy Ahmed, tras un ataque ejecutado por el Frente Popular para la Liberación de Tigray (TPLF), que gobierna en Tigray, contra una importante base del Ejército en Mekelle.

El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) afirmó el martes que 2,3 millones de niños permanecen aislados en Tigray y no han recibido aún ayuda humanitaria, a pesar del acuerdo para permitir la llegada de estos envíos.

La ONU llegó a un acuerdo con el Gobierno etíope el pasado 2 de diciembre para el acceso de ayuda humanitaria a Tigray sin restricciones y de forma segura tras la culminación de la operación militar del Ejército contra el TPLF y el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) anunció el sábado la llegada del primer convoy internacional con medicamentos y socorros de urgencia a Mekelle.

La escalada bélica ha sido la culminación de un pulso que comenzó con la llegada al poder de Abiy, como primer oromo jefe de Gobierno. El TPLF fue el partido fuerte dentro de la coalición que gobernó Etiopía desde 1991, el Frente Democrático Revolucionario del Pueblo Etíope (EPRDF), sustentada en las etnias.