Publicado 07/09/2020 13:35:56 +02:00CET

Europa.- La ONU pide el desembarco "inmediato" de los 27 migrantes a bordo del petrolero 'Etienne'

MADRID, 7 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR), la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y la Cámara Marítima Internacional (ICS) han solicitado este lunes el desembarco "inmediato" de las 27 personas que permanecen "atrapadas" a bordo del petrolero 'Maersk Etienne' frente a las costas de Malta.

El buque rescató a los migrantes el pasado 5 de agosto, pero durante este último mes ningún país ha autorizado su atraque, lo que ha generado una situación desesperada a bordo. La empresa, que ya denunció problemas de suministros, alertó el domingo de que tres personas se habían arrojado al mar.

ACNUR, la OIM y la ICS han recordado en un comunicado que el rechazo al desembarco supone una violación del Derecho Internacional y han añadido que, en este caso particular, la tripulación del 'Etienne' no está preparada para ofrecer asistencia médica a quienes puedan necesitarla. Dentro del grupo hay un niño y una mujer embarazada.

El director general de la OIM, António Vitorino, ha lamentado "la ausencia de un mecanismo claro, seguro y predecible para las personas rescatadas en el Mediterráneo", ya que este no es el primer caso en que un barco mercante termina viéndose atrapado en lo que las organizaciones han venido a llamar un "juego diplomático.

En este sentido, el jefe de ACNUR, Filippo Grandi, ha subrayado que "el rescate marítimo es un imperativo humanitario" y, como tal, "el 'Maersk Etienne' ha cumplido con sus obligaciones e impedido que haya más muertos en el Mediterráneo". Ahora, ha añadido, compete a los gobiernos "hacer su parte" y facilitar el desembarco de los 27 migrantes y refugiados.

La ICS ha solicitado la intervención de la Organización Marítima Internacional, para que envíe un "claro mensaje", habida cuenta de que "no es la primera vez que ocurre", como ha recordado el secretario general de la cámara, Guy Platten. "Esto no tiene nada que ver con la COVID-19, es simplemente un problema humanitario", ha sentenciado.

Contador