Publicado 18/08/2021 17:21CET

Europa.-La ONU subraya el "peligro" de las migraciones por mar tras la muerte de 47 migrantes que se dirigían a Canarias

Archivo - Una sanitaria lleva en brazos a una niña que llega a tierra junto con otros migrantes tras el rescate del buque Salvamar Mizar a una patera de 56 inmigrantes subsaharianos, entre ellos dos bebés y es posible que alguna mujer embarazada, en el Pu
Archivo - Una sanitaria lleva en brazos a una niña que llega a tierra junto con otros migrantes tras el rescate del buque Salvamar Mizar a una patera de 56 inmigrantes subsaharianos, entre ellos dos bebés y es posible que alguna mujer embarazada, en el Pu - Europa Press - Archivo

MADRID, 18 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) han subrayado este miércoles el "peligro" que acompaña a las migraciones por mar, después de la muerte de 47 migrantes que se dirigían a las islas Canarias, al tiempo que han remarcado la necesidad "urgente" de obtener más apoyo para evitar este tipo de "tragedias".

La embarcación partió el 3 de agosto con 54 personas a bordo, tres niños incluidos. Después de dos días en el mar, el motor falló y dejó a los ocupantes a la deriva sin comida ni agua. Cuando fueron localizados por la Guardia Costera de Mauritania, el 16 de agosto, sólo había siete supervivientes en la embarcación.

Fueron trasladados a la ciudad mauritana de Nuadibú para que pudieran recibir atención sanitaria. Cuatro personas en condición crítica fueron llevadas a hospitales y ACNUR trabaja para proporcionarles asistencia.

Este incidente se ha producido sólo diez días después de que otras 40 personas murieran en la misma ruta, un número que se añade a la espiral de muertes en el mar mientras más embarcaciones parten hacia las islas Canarias. Hasta enero de este año, más de 350 personas han fallecido en esta ruta migratoria, mientras que más de 8.000 han alcanzado España.

Por otra parte, desde octubre de 2020, más de 1.200 personas han sido rescatadas por las autoridades mauritanas y han podido recibir atención médica como parte de un programa de ayuda implantado por la OIM.

Ambas agencias de Naciones Unidas han solicitado más apoyo para continuar sus operaciones de salvamento, en las que están incluida la ayuda médica y psicosocial.

"Nuestra mayor prioridad es proporcionar alternativas viables y seguras a los peligrosos viajes que emprenden los refugiados y migrantes en el Mediterráneo", ha señalado la representante de ACNUR en Mauritania, Maria Stavropoulou, antes de remarcar que ACNUR trabaja también para identificar aquellos que requieren de protección internacional en estas rutas y para ayudar a los países que los acogen.

Por su parte, el jefe de la misión de la OIM en Mauritania, Boubacar Seybou, ha mostrado la preocupación del organismo porque la mayoría de los rescates en el mar acaban en detenciones administrativas.

"De acuerdo con las recomendaciones incluidas en el Pacto Mundial para la Migración, los supervivientes, que ya sufren graves traumas médicos y psicosociales han de contar con alternativas", ha incidido.

ACNUR y la OIM han urgido a la comunidad internacional a apoyar sus esfuerzos para identificar y asistir a aquellos que cuentan con protección internacional y otras necesidades específicas, para crear rutas seguras y legales, establecer alternativas a la detención y fortalecer la capacidad de búsqueda y rescate en las costas de Mauritania.