Publicado 03/03/2020 18:28:12 +01:00CET

Filipinas.- Duterte asegura que EEUU busca un nuevo acuerdo militar con Filipinas

Filipinas.- Duterte asegura que EEUU busca un nuevo acuerdo militar con Filipina
Filipinas.- Duterte asegura que EEUU busca un nuevo acuerdo militar con Filipina - Mustaqim Khairuddin/BERNAMA/dpa - Archivo

MADRID, 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, ha asegurado este martes que el Gobierno estadounidense está tratando de alcanzar un nuevo acuerdo militar entre las partes después de que Manila decidiera poner fin al pacto en materia de Defensa que mantenían ambos países desde 1988.

Tras reunirse con el embajador de Estados Unidos en el país, Sung Kim, y su homólogo filipino, Jose Manuel Romualdez, Duterte ha vuelto a defender su decisión de acabar con el anterior pacto, el Acuerdo de Fuerzas Visitante (AFV), y ha destacado que desde que decidió acabar con el mismo Washington no ha dejado de "recurrir" a él.

Así, ha reiterado a Kim --que pronto se convertirá en el embajador estadounidense en Indonesia-- la necesidad de lograr que las cosas salgan bien con la disolución del AFV para demostrar que está "salvando" a su país del problema de las drogas.

"¿Cómo puede estar mal? ¿Cuándo está mal? Si digo: no destruyas mi país o te mataré, ¿quién puede debatir eso? Se trata de proteger a mi gente", ha expresado Duterte, según informaciones del diario 'The Philippine Star'.

"Si destruyes la sociedad, ¿qué nos quedará? Somos pobres", ha aseverado el mandatario una semana después de que el propio Romualdez revelara que las autoridades estadounidenses habían puesto en marcha medidas para lograr un nuevo acuerdo en materia de Defensa que sustituya al AFV.

Sin embargo, el portavoz de la Presidencia, Salvador Panelo, ha afirmado que el presidente no tiene previsto cambiar de opinión respecto al acuerdo.

Duterte anunció el pasado 11 de febrero su intención de acabar con el pacto, que fue firmado en 1999 y permite la presencia de tropas y medios militares estadounidenses en Filipinas para la realización de maniobras y ejercicios de entrenamiento conjuntos.

Tras la comunicación oficial, que tuvo lugar después de que el Gobierno estadounidense cancelara los visados de turista de varios altos cargos del país, el acuerdo dejará de estar en vigor cuando hayan transcurrido 180 días.

Entre los altos cargos perjudicados se encuentra el senador Ronald Dela Rosa, exjefe de Policía y gran aliado de Duterte. Fue el primer jefe de las fuerzas armadas en liderar la conocida como 'guerra contra las drogas' de su Administración.

El presidente, por su parte, ha aseverado que le dan igual "las ejecuciones extrajudiciales" y ha desafiado a aquellos que quieran presentar cargos en su contra. "Trae los cargos que quieras, yo me atengo a mis armas. Mataré a todos aquellos que intenten destruir mi país", ha afirmado.

A su llegada al poder en junio de 2016, Duterte puso en marcha una campaña antidrogas que se ha saldado con miles de muertos y que cada vez es más impopular. Según organizaciones de defensa de los Derechos Humanos, las fuerzas filipinas habrían cometido miles de ejecuciones extrajudiciales, algo que el Gobierno ha negado.