Publicado 19/01/2021 10:37CET

Las fuerzas de seguridad de Uganda impiden a la embajadora de EEUU visitar al principal líder opositor en su vivienda

El opositor ugandés Robert Kyagulanyi, más conocido por su nombre artístico de Bobi Wine
El opositor ugandés Robert Kyagulanyi, más conocido por su nombre artístico de Bobi Wine - LUKE1 / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO - Archivo

La Embajada critica el "arresto domiciliario" de Kyagulanyi tras la votación

MADRID, 19 Ene. (EUROPA PRESS) -

Las fuerzas de seguridad de Uganda impidieron en la tarde del lunes que la embajadora de Estados Unidos en el país, Natalie Brown, realizara una visita al principal candidato opositor a la Presidencia, Robert Kyagulanyi, quien ha denunciado fraude tras la victoria del actual mandatario, Yoweri Museveni.

"Estados Unidos se reúne de forma regular con actores del espectro político ugandés como parte de sus acciones diplomáticas", ha destacado la Embajada en un comunicado, en el que ha incidido en que la visita de Brown tenía como objetivo "comprobar la salud y seguridad de Kyagulanyi, dado que es incapaz de abandonar su casa debido a que su residencia está rodeada por las fuerzas de seguridad".

Asimismo, ha criticado que "la campaña electoral en Uganda ha estado marcada por el acoso a los candidatos opositores, el personal de campaña y sus seguidores, la supresión de las actividades de los medios y las organizaciones de la sociedad civil y un bloqueo de Internet a nivel nacional antes, durante y después de la votación".

"Estas acciones ilegales y el arresto domiciliario en la práctica de un candidato presidencial continúan una tendencia preocupante en el camino de la democracia de Uganda", ha dicho, antes de pedir al Gobierno que "respete los Derechos Humanos y las libertades fundamentales de sus ciudadanos".

Por último, la Embajada estadounidense en Kampala ha resaltado en su comunicado, publicado en su cuenta en la red social Facebook, que "nadie debería ver negado de forma ilegal su medio de comunicarse y su libertad para abandonar su vivienda, en caso de que decidan hacerlo".

El líder opositor, conocido popularmente como Bobi Wine, ha denunciado lo sucedido a través de Twitter y ha indicado que la embajadora estadounidense "hizo un esfuerzo para visitarle" pero "tuvo que dar la vuelta" por orden de soldados que le mantienen "secuestrado" junto a su esposa "desde hace cinco días".

Por su parte, el portavoz de la Policía ugandesa, Fred Enanga, ha puesto en duda la visita de Brown y ha cargado contra el papel de Washington en los asuntos internos del país africano, tal y como ha recogido el diario ugandés 'Daily Monitor'.

"¿Qué papel juega Estados Unidos en la política de este país? ¿Tiene la embajadora estadounidense un apego personal a Kyagylanyi? Eso genera aún más sospechas. ¿Qué iba a hacer allí?", se ha preguntado Enanga.

En este sentido, ha recalcado que el despliegue de seguridad en torno a la vivienda de Bobi Wine es "una medida preventiva" a raíz de supuestas informaciones de Inteligencia sobre posibles protestas y disturbios a raíz del anuncio de los resultados de las elecciones.

La opositora Plataforma de Unidad Nacional (NUP) de Kyagulani ha denunciado fraude en las elecciones y el propio Bobi Wine aseguró tras el anuncio de los primeros resultados provisionales que él era el vencedor en los comicios.

LAS ELECCIONES

Las elecciones se celebraron un contexto especialmente tenso debido al aumento de la represión contra la oposición y la muerte de más de 50 personas en noviembre a causa de la acción de las fuerzas de seguridad contra manifestantes tras la detención de Kyagulanyi durante un acto de campaña.

Kyagulanyi, un popular cantante que fue elegido como diputado en 2017, fue el principal rival de Museveni, quien lleva al frente del país desde 1986 y quien logró un sexto mandato tras una serie de modificaciones constitucionales para poder concurrir a las urnas.

Museveni reconoció el sábado los apoyos con los que cuenta Bobi Wine entre los jóvenes, si bien negó que ello le haya dado la victoria. "He oído decir que, gracias al apoyo de los jóvenes, Bobi Wine debería haber ganado. Pero el caso es que yo he obtenido cinco millones de votos y él sólo tres millones", manifestó.

Por último, el presidente destacó que "cualquier intento de perturbación será definitivamente derrotado". "Si alguien se atreve a perturbar nuestra paz, lo trataremos con decisión", zanjó el histórico mandatario ugandés y antiguo guerrillero durante los regímenes de Idi Amin y Milton Obote.