Publicado 16/12/2020 11:25CET

Ghana.- El líder opositor en Ghana pide una auditoría independiente antes de aceptar el resultado de las presidenciales

Una mujer vota en las elecciones en Ghana
Una mujer vota en las elecciones en Ghana - SETH / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 16 Dic. (EUROPA PRESS) -

El expresidente John Dramani Mahama, principal líder opositor en Ghana, ha indicado que está dispuesto a aceptar el resultado de las presidenciales del 7 de diciembre si se lleva a cabo antes una autitoría independiente del mismo, después de que la Comisión Electoral proclamara como vencedor al actual mandatario, Nana Akufo-Addo.

Mahama y su partido, el Congreso Nacional Democrático (NDC), se han negado a aceptar la victoria de Akufo-Addo así como del gobernante Nuevo Partido Patriótico (NPP) en las presidenciales, poniendo en tela de juicio la labor desempeñada por la Comisión Electoral y asegurando que les han "robado" la victoria.

En una entrevista concedida el martes a Voice of America, Mahama volvió a defender que la Comisión Electoral no cumplió con los "estándares" de Ghana, país de elecciones tradicionalmente tranquilas, y sostuvo que sería "útil para nosotros llevar a cabo una auditoría forense" tanto de los sistemas como de los resultados ofrecidos por el órgano electoral.

"La forma en la que han llevado a cabo esta elección es una mancha en nuestros credenciales democráticos como gobierno" por eso, "como demócrata, no puedo ver que se barre debajo de la alfombra y se deja pasar", señaló el expresidente. "Si se lleva a cabo una auditoría independiente que demuestre que perdí, seré el primero en reconocer mi derrota", aseguró Mahama.

"Pero mientras esto no se haga, y yo sé que hubo un intento deliberado de revertir la voluntad del pueblo en favor del presidente actual, no sería correcto que yo, en términos de nuestros principios democráticos, lo dejara pasar", puntualizó el antiguo mandatario.

Desde el NPP ya han rechazado la petición de Mahama. Su secretario general, John Boadu, ha reprochado a Mahama que está "eludiendo sus responsabilidades" al pedir la auditoría, algo que no está contemplado en Ghana. "¿Dónde encaja esto en nuestra democracia?", le ha preguntado, según informa el medio local Citinews.

Boadu ha defendido que el margen por el que se impuso Akuffo-Addo, con el 51,59 por ciento de los votos frente al 47,36 por ciento de Mahama, no deja margen para rechazar el resultado.

"Nana Akufo-Addo ganó las elecciones con un gran margen. La diferencia entre los dos candidatos fuede 517.231 votos así que las presidenciales no fueron ni siquiera ajustadas", ha reivindicado el dirigente del NPP, subrayando que Mahama "perdió por un amplio margen" así que "debería aceptarlo" y "asumir su derrota".

Ghana ha mantenido hasta ahora una tradición de elecciones tranquilas desde que se instauró el sistema multipartidista en 1992, con traspasos de poder pacíficos entre el NPP y el NDC y a la inversa. Sin embargo, en esta ocasión ha habido al menos cinco personas en incidentes desencadenadas tras los comicios.

Estas eran las terceras elecciones consecutivas en las que Akufo-Addo y Mahama medían sus fuerzas. En 2012 fue Mahama quien se alzó con la victoria mientras que en 2016 se impuso el líder del NPP, quien en estas elecciones habría logrado hacerse con un segundo mandato al frente del país.