Publicado 05/10/2021 12:24CET

El Gobierno boliviano alerta de intentos de "sabotear" avances económicos por parte de opositores mediante las protestas

Archivo - Imagen de archivo de una protesta en Bolivia.
Archivo - Imagen de archivo de una protesta en Bolivia. - Gaton Brito/dpa - Archivo

MADRID, 5 Oct. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Defensa, Edmundo Novillo, ha alertado de los diferentes intentos por parte de opositores de "sabotear" avances económicos mediante protestas y ha lamentado que dichos sectores pretendan "dividir" en relación con las muertes ocurridas durante la crisis de 2019.

"Siempre intentan sabotear el trabajo que estamos haciendo, esperamos que la población reflexione, este paro cívico le va a hacer un tremendo daño al país", ha recalcado antes de alertar que las protestas podrían provocar pérdidas de 100 millones de dólares (unos 86 millones de euros).

Sus palabras llegan después de que figuras políticas como los expresidentes Carlos Mesa y Jorge Quiroga; el gobernador cruceño, Luso Fernando Camacho; Carolina Ribera, hija de la expresidenta interina Jeanine Áñez; representaciones cívicas, plataformas ciudadanas y el Comité Nacional de Defensa de la Democracia (Conade) decidieran sumarse al paro convocado para el 11 de octubre.

Además, han exigido la anulación de la ley de Emergencia Sanitaria, de Creación del Registro de Comercio y de Ascensos al generalato en la Policía, según informaciones del diario 'La Razón'.

En una reunión celebrada en Santa Cruz, las partes también han acordado apoyar y organizar toda acción que vaya a dar cumplimiento a sus demandas como la liberación de Áñez y el bloqueo a la ley contra la legitimación de ganancias ilícitas.

"Estos paros son para ponerle zancadillas (a la reactivación), sobre todo para sabotear al Gobierno", ha insistido el Gobierno, que ha considerado que la oposición está cediendo antes "medidas de presión" para evitar que sean juzgados los responsables de las 38 muertes ocurridas tras la dimisión del expresidente Evo Morales.

Contador