Actualizado 31/10/2006 18:32:55 +00:00 CET

Guatemala.- México autoriza la extradición del ex presidente guatemalteco, Alfonso Portillo, por malversación de fondos

GUATEMALA, 31 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno mexicano autorizó la extradición a Guatemala del ex presidente Alfonso Portillo, buscado en su país por malversación de fondos. La defensa de Portillo, quien gobernó el país centroamericano desde el año 2000 hasta 2004, anunció que presentará un recurso de amparo para impedir la decisión.

El Ministerio de Asuntos Exteriores guatemalteco recibió ayer a las 18:00 horas, el visto bueno del Gobierno mexicano para continuar con el proceso de extradición, a pesar de la negativa de la jueza encargada del caso en México. El viceministro de Exteriores de Guatemala, Luis Fernando Andrade, afirmó ayer que ven "con simpatía el dictamen jurídico de la Cancillería mexicana que certifica el caso presentado por Guatemala a través de Ministerio Público. Esto sienta un precedente positivo en un proceso en el que restan aún varias etapas, según recoge la prensa guatemalteca.

El anuncio se realiza un año después de que el ex presidente reapareció en México para firmar en el libro del juzgado que tramitaba su proceso de extradición. México entonces aceptó la petición de la Fiscalía de Guatemala en la que se pide la extradición de Portillo por un delito de peculado, según recoge el diario guatemalteco 'Prensa Libre'.

El portavoz de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Armando Segura, dijo hoy que el ministro de Asuntos Exteriores, Luis Ernesto Derbez firmó ayer la solicitud de extradición y la misma víspera se notificó a la defensa de Portillo, que gobernó Guatemala durante cuatro años.

El abogado del ex mandatario guatemalteco, Marcos Castillejos, confirmó que ayer recibió la notificación del ministerio de Exteriores sobre la autorización de extradición y confirmó que ya está preparando los argumentos para solicitar ante la justicia federal un amparo a favor de su defendido. El periodo del que disponen para presentar dicho recurso son 15 días.

Guatemala solicitó a México en octubre de 2005 la extradición de Portillo, a quien acusan de haber autorizado durante su mandato transferencias por más de 15 millones de dólares al Ministerio de Defensa, fondos que luego fueron desfalcados por oficiales del ejército.

El ex mandatario, sin embargo, obtuvo en noviembre del 2005 una suspensión definitiva a una orden de detención, y desde entonces enfrentaba en libertad su proceso de extradición.

El pasado 7 de octubre, la jueza Judith Sánchez, ordenó la libertad de Portillo y recomendó a la Secretaría de Relaciones Exteriores que negase su extradición, con el argumento de que las autoridades guatemaltecas no habían presentado pruebas suficientes.

El fiscal general de Guatemala, Juan Luis Florido, confirmó la noticia y se alegró de la decisión positiva del Gobierno mexicano.

"Esta decisión es un reconocimiento a la solicitud legítima que había hecho el Estado de Guatemala por medio del Ministerio Público (MP) para extraditar al ex mandatario", manifestó.

El abogado de Castillejos en México, Marcos Castillejos, mantuvo ayer una reunión de urgencia tras haber sido notificado de la extradición. "Definitivamente apelaremos, pues existen muchos vicios en la resolución, entre los que se destacan que se violó su inmunidad como diputado y los problemas del tratado de extradición ", comentó por teléfono Castillejos.

La acción se produce, según el Ministerio Público, después de que el ministerio de exteriores mexicano comprobase el cumplimiento de los requisitos que establece el tratado de extradición entre los gobiernos guatemalteco y mexicano.

La Fiscalía presentó la demanda el 12 de julio de 2005. En el documento, se acusa a Portillo de haber autorizado, el 28 de febrero de 2001, una transferencia al Ministerio de la Defensa, por 120 millones de queztales (12, 42 millones de euros) de los cuales 30 millones de quetzales (3,105 millones de euros) fueron desviados a cuentas de empresas del Crédito Hipotecario Nacional (CHN).

Tres de esas cuentas pertenecían a Armando Llort Quiteño, ex presidente del CHN, y amigo y asesor financiero de Portillo. Cuando quede firme la resolución respecto de la situación del ex presidente, Portillo podrá ser extraditado a Guatemala.

Cuando el ex gobernante ingrese en el país, la Policía deberá proceder a su detención, emitida por el Juzgado Quinto de Primera Instancia Penal, e inmediatamente después tendrá que dar su primera declaración en calidad de sindicado.