Publicado 01/03/2021 14:30CET

Hallados 20 cadáveres tras unos combates entre las ramas de Estado Islámico y Al Qaeda en el norte de Burkina Faso

MADRID, 1 Mar. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades de Burkina Faso han hallado 20 cadáveres en una zona de la región de Sahel (norte) que fue recientemente escenario de enfrentamientos entre las ramas de Estado Islámico y Al Qaeda en la región, tal y como han confirmado fuentes de seguridad.

Estas fuentes de seguridad, citadas por el portal burkinés de noticia Infowakat, han resaltado que los cadáveres han sido localizados en Kerboulé, una aldea de la provincia de Soum, tras los citados combates, que estallaron durante la jornada del viernes.

Estado Islámico reconoció por primera vez en mayo de 2020 combates con la rama de Al Qaeda, Grupo de Apoyo al Islam y los Musulmanes (JNIM), en esta zona del continente y describió a los miembros del grupo como "apóstatas", tras una serie de informaciones de medios locales sobre enfrentamientos entre ambos grupos en Malí y Burkina Faso.

Por otra parte, las autoridades burkinesas han prolongado 45 días el toque de queda en la región de Sahel, tal y como ha confirmado el gobernador regional, Salfo Kaboré, quien ha manifestado que la prórroga entra en vigor este mismo lunes, según el portal Burkina24.

El primer ministro de Burkina Faso, Christophe Dabiré, abrió a principios de febrero la puerta a un posible proceso de diálogo con los terroristas. "No decimos que Burkina Faso esté en contra de las negociaciones con los terroristas", afirmó.

En Burkina Faso operan Ansarul Islam, un grupo terrorista autóctono, así como JNIM, una organización yihadista que aglutina a otras cuatro, entre ellas Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI) y Al Murabitún, y en menor medida Estado Islámico en el Gran Sáhara (ISGS).

El país ha sido además escenario de un repunte de la violencia intercomunitaria, que enfrenta principalmente a pastores con agricultores y que ha provocado el desplazamiento de miles de personas, y han aumentado los ataques contra líderes y miembros de la comunidad cristiana burkinesa.