Actualizado 01/02/2010 5:24:40 +00:00 CET

Honduras.- Lobo descarta formar parte del ALBA porque el objetivo de esta alianza es "atacar" a Estados Unidos

TEGUCIGALPA, 1 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Honduras, Porfirio Lobo, descartó este domingo que su Gobierno vaya a adherirse a ninguna agrupación de países cuyo objetivo sea "atacar" a Estados Unidos, en alusión a la relación que mantendrá durante su mandato con los miembros de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de nuestra América (ALBA), que no reconocen al flamante mandatario hondureño.

En declaraciones a un programa de televisión, Lobo restó importancia a la postura adoptada por el ALBA, liderado por el presidente venezolano Hugo Chávez y de la que hasta hace menos de un año formaba parte Honduras. Estos países rechazan reconocer a Lobo alegando que salió vencedor en unas elecciones convocadas por el Gobierno 'de facto' que resultó tras el golpe de Estado del pasado 28 de junio en el país centroamericano.

"No voy a ser parte de ninguna organización para ir en contra de Estados Unidos, para Honduras es totalmente inconveniente", destacó, según informaciones de los medios locales. En este sentido, recordó que Estados Unidos es el principal destino exportador de Honduras y que ambos países también mantienen relación en aspectos clave como seguridad y narcotráfico.

"Para mí seria imposible ser parte de una alianza cuyo objetivo es estar atacando a los Estados Unidos de América, eso está fuera de contexto, no me interesa", reiteró.

PAÍSES HERMANOS

Lobo lamentó las complicadas relaciones que mantiene ahora Honduras con el ALBA porque todos son "pueblos hermanos". En su opinión, "no debe de mezclarse lo político con la confraternidad que tiene que haber con todos".

El presidente hondureño indicó que una de sus principales tareas desde que ha asumido el bastón de mando es buscar el respaldo internacional perdido por Tegucigalpa tras el golpe de Estado que expulsó del poder al entonces mandatario Manuel Zelaya, exiliado en República Dominicana. "Tenemos el derecho a ser respetados", explicó.