Publicado 21/04/2021 15:47CET

Hungría.- Hungría prepara la derogación de la ley contra la financiación extranjera de ONG

Archivo - Viktor Orban, primer ministro de Hungría
Archivo - Viktor Orban, primer ministro de Hungría - OMAR MARQUES/GETTY IMAGES - Archivo

MADRID, 21 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Hungría ha presentado una propuesta para derogar la polémica ley contra la financiación extranjera de ONG, después de que el pasado mes de febrero la Comisión Europea diese dos meses al primer ministro húngaro, Viktor Orbán, para retirarla.

El viceprimer ministro de Hungría, Zsolt Semjen, presentó a última hora del martes un proyecto de ley que pone en marcha la sustitución de la norma pero que, según han advertido los medios locales, obliga a la Oficina de Auditoría de Hungría a elaborar informes anuales sobre las ONG cuyo balance anual supere el valor de 20 millones de forints (unos 55.000 euros).

Adoptada en 2017, la polémica norma impone obligaciones de registro, declaración y publicidad a organizaciones de la sociedad civil que reciben directa o indirectamente dinero del exterior, bajo la amenaza de sanciones.

Dicha ley, que fue vista como un intento por limitar la influencia del magnate George Soros, crítico con las políticas anti inmigración promovidas por el Gobierno húngaro, fue motivo para que Bruselas expedientara a Hungría al considerar que discrimina y restringe "desproporcionadamente" las donaciones desde el extranjero a organizaciones civiles.

En una sentencia de junio de 2020, el Tribunal de Justicia de la UE (TUE) dictaminó que ninguno de los objetivos de interés general invocados por Hungría podría justificar las disposiciones de la norma que limita la financiación de las ONG a partir de fondos extranjeros.

Así, meses después Bruselas inició un segundo procedimiento de infracción por este caso con el envío de una carta de emplazamiento a las autoridades húngaras para exigir el cumplimiento de la sentencia de junio del pasado año en la que el TUE declara la 'Ley de Transparencia' contraria a libertades fundamentales de la UE como la de libre circulación de capitales y la libertad de asociación.

El Ejecutivo comunitario consideró que el Gobierno húngaro no ha tomado las "medidas necesarias" para cumplir con el fallo de la Justicia europea a pesar de "las reiteradas llamadas a hacerlo con carácter de urgencia" desde Bruselas.

Contador