Iberoamérica-Aznar critica los nuevos Gobiernos de izquierda en suramérica y se ofrece para detener "la marea populista"

Actualizado 12/02/2006 20:15:00 CET

SANTIAGO, 12 Feb. (EUROPA PRESS) -

El ex presidente del Gobierno español, José María Aznar, aseguró hoy que Latinoamérica está viviendo un "retorno al populismo" y se manifestó dispuesto a trabajar para detener esa posible "vuelta a viejas fórmulas políticas mal pensadas".

En una entrevista publicada hoy en el diario chileno 'El Mercurio', Aznar calificó de "muy preocupante" la situación en la región sur del continente americano, que corre el peligro "de quedar descolgado del mundo desarrollado". "Cuba, Venezuela, Bolivia, tal vez Argentina. Todos esos países corren el riesgo (del populismo)", aseguró.

Según el ex presidente español, "el riesgo del populismo" puede conducir a que la región se divida "entre los países que buscan su pertenencia al primer mundo" y los que no. "Estos movimientos indigenistas que son en parte marxistas, en parte revolucionarios, en parte basados en criterios étnicos. Todo eso no es lo que puede conformar sociedades modernas en el presente", consideró.

Explicó que el surgimiento de Gobiernos de izquierda en América Latina responde a "una búsqueda de solución de atajos a la democracia, de atajos al desarrollo".

En este sentido, declaró que la derecha latinoamericana "está avergonzada, callada, desaparecida y acomplejada" y dijo que no comprende el porqué de esta situación, ya que "históricamente las ideas de centroderecha son las que han triunfado". "Es el mundo liberal, el mundo abierto, el mundo de la competencia, el que ha creado más trabajo, más prosperidad y más justicia", indicó.

"ORGANIZARSE" PARA FRENAR EL POPULISMO

En lo que respecta al futuro en la región, manifestó su esperanza de "verlo mejor de lo que hay ahora", y se ofreció a trabajar por el fin de "la marea populista".

"Espero que la marea populista se detenga. Alguien la tiene que parar, alguien tiene que decir que ése no es el camino. Yo estoy dispuesto a hacerlo y sé que hay muy buenos amigos en Iberoamérica dispuestos a trabajar también. Entonces, vamos a ver si nos organizamos y lo hacemos", explicó.

En la entrevista al diario chileno, Aznar también se refirió a la guerra de Irak y defendió su postura de apoyo a la coalición dirigida por Estados Unidos. "No me arrepiento de haber defendido una posición de intervención en Irak. Me arrepentiría de no haberlo hecho, y que Sadam Hussein estuviera ahí al lado de los Ayatolás con sus bombas nucleares", declaró.