Publicado 25/10/2021 10:46CET

Irak.- Irak iniciará este miércoles el recuento manual de votos en varios colegios electorales tras las parlamentarias

Recuento en las elecciones parlamentarias anticipadas en Irak
Recuento en las elecciones parlamentarias anticipadas en Irak - Ameer Al Mohammedaw/dpa

Acepta 26 de las 816 demandas en medio de las denuncias de fraude por parte de partidos proiraníes

MADRID, 25 Oct. (EUROPA PRESS) -

La comisión electoral de Irak iniciará el miércoles el recuento manual de votos en diversos colegios electorales en los que se habrían detectado irregularidades durante las elecciones parlamentarias anticipadas del 10 de octubre, después de que los partidos proiraníes hayan rechazado los resultados y denunciado fraude.

La Alta Comisión Electoral de Irak (IHEC) ha indicado en un breve comunicado que "los procedimientos del recuento manual en los colegios en disputa empezarán el 27 de octubre", tras un proceso en el que ha rechazado 790 de las 816 demandas interpuestas, según ha informado la agencia iraquí de noticias INA.

Así, ha subrayado que han sido aceptadas 26 demandas "respaldadas por pruebas y documentos" y ha agregado que el recuento "arrancará bajo la supervisión de observadores del organismo y personas autoridades" en la capital, Bagdad, y las provincias de Saladino, Basora y Erbil.

El bloque encabezado por el destacado clérigo chií Muqtada al Sadr, el más votado en las elecciones ha destacado que trabajará para poner en marcha "un proyecto de reformas" y "proteger los derechos" de la población, además de llevar a cabo su labor "para todos los iraquíes".

Durante los últimos días se han registrado manifestaciones en Bagdad y otras ciudades de Irak para protestar contra los resultados, después de que organizaciones proiraníes, incluida la Alianza Al Fatá, aseguraran que no los aceptarían.

Las parlamentarias, de carácter anticipado, fueron convocadas tras la grave crisis política en la que se vio sumido el país tras las masivas movilizaciones registradas en 2019, que forzaron la dimisión del Gobierno y la aprobación de una nueva legislación electoral.

Las protestas, que estallaron en octubre de 2019 y se saldaron con más de 550 muertos --según el balance oficial facilitado en julio de 2020--, supusieron una nueva muestra del desencanto de la población con la clase política ante los numerosos casos de corrupción, el mal estado de los servicios públicos y la crisis económica imperante en Irak.