Publicado 13/09/2020 15:18:47 +02:00CET

Irak.- El principal clérigo chií de Irak respalda la celebración de elecciones anticipadas en 2021

MADRID, 13 Sep. (EUROPA PRESS) -

El principal clérigo chií de Irak, el ayatolá Alí al Sistani, ha expresado este domingo su respaldo a la celebración de elecciones anticipadas, previstas para junio de 2021, en el marco de la crisis política y económica que atraviesa el país desde hace meses.

"Las elecciones parlamentarias programadas para el año que viene son de gran importancia", ha dicho Al Sistani tras una reunión con la jefa de la Misión de Asistencia de Naciones Unidas para Irak (UNAMI), Jeanine Hennis-Plasschaert.

Así, ha destacado que "se debe garantizar que se dan las condiciones necesarias" para que la votación "tenga un alto nivel de credibilidad y que los ciudadanos se vean animados a participar de forma masiva".

Al Sistani ha argüido que las elecciones anticipadas "no son un objetivo en sí mismas, sino el camino pacífico correcto para salir del estancamiento que sufre el país como resultado de sus crisis política, económica, sanitaria y de seguridad".

Por ello, ha subrayado la importancia de que los ciudadanos puedan pronunciarse libremente para elegir a sus representantes políticos y ha hecho hincapié en que un nuevo aplazamiento de los comicios "profundizaría los problemas del país" y podrían llevar a un punto en el que "la situación amenace su unidad y el futuro de su gente".

El destacado clérigo, una figura muy respetada entre la comunidad chií iraquí, ha reclamado además al Gobierno que actúe en favor de la "justicia social" y que mantenga la seguridad en todo el país, según ha informado la agencia iraquí de noticias NINA.

Por otra parte, ha incidido en la necesidad de hacer frente a la corrupción y que se actúe contra los responsables de la muerte de manifestantes y miembros de las fuerzas de seguridad durante las protestas que han sacudido Irak durante los últimos mseses.

Irak se encuentra sumido en una grave crisis política y social a raíz de las protestas iniciadas en 2019 y que derivaron a finales de noviembre en la dimisión de quien por aquel entonces era primer ministro, Adel Abdul Mahdi. Tras el rechazo a varios nominado, Mostafá al Kazemi logró finalmente en mayo la aprobación del Parlamento.

Diversas ONG y organizaciones de la sociedad civil iraquí han denunciado la muerte de cientos de personas en el marco de las protestas, en su mayoría por la actuación de las fuerzas de seguridad y diversas milicias pro gubernamentales.

Contador