Publicado 20/01/2021 14:05CET

Irak.- Turquía dice estar "preparada" para "dar apoyo" a Irak para "eliminar" al PKK en el Kurdistán iraquí

El ministro de Defensa de Turquía, Hulusi Akar
El ministro de Defensa de Turquía, Hulusi Akar - -/Turkish Defense Ministry/dpa - Archivo

MADRID, 20 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Turquía ha asegurado este miércoles que está "preparado" para "dar apoyo" a Irak para "eliminar" a los miembros del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) presentes en la región de Sinyar, en medio de las tensiones entre el grupo y las autoridades de la región semiautónoma del Kurdistán iraquí.

El ministro de Defensa turco, Hulusi Akar, ha destacado que Ankara "está decidido a poner fin al terrorismo como resultado de una cooperación con la administración regional y con Bagdad", tras una visita oficial a Erbil para reunirse con las autoridades kurdas, según ha informado el diario turco 'Daily Sabah'.

La oficina del primer ministro del Kurdistán iraquí, Masrur Barzani, ha confirmado a través de un comunicado la reunión y ha señalado que durante la misma "se han discutido acontecimientos regionales y los lazos bilaterales".

Así, ha manifestado que Akar y Barzani "han destacado la importancia de la cooperación y la necesidad de desarrollar lazos de amistad, especialmente con el objetivo de preservar la paz y la seguridad y la región a través del fortalecimiento de la cooperación entre ambas partes".

"El primer ministro ha subrayado además que la aplicación del tratado de Sinyar y la retirada de las milicias ilegales son medidas necesarias para normalizar la situación en el área y garantizar el regreso seguro y digno de los desplazados internos a sus tierras ancestrales", ha remachado.

El citado acuerdo fue firmado en octubre de 2020 por el Gobierno central iraquí y las autoridades de la región semiautónoma y hace referencia a la gobernanza y seguridad en Sinyar y la provincia de Nínive. Según el mismo, las autoridades kurdas debían reclutar una fuerza armada para expulsar al PKK y grupos afiliados.

Las tensiones han ido al alza entre el Gobierno del Kurdistán iraquí y el PKK durante los últimos meses, si bien sus disputas se retrotraen décadas, especialmente por el control de territorios en la región y por los lazos entre el Partido Democrático del Kurdistán (KDP) --que gobierna en la región semiautónoma-- y Turquía.

Así, las fuerzas de seguridad de la región semiautónoma y el PKK protagonizaron a principios de noviembre varios enfrentamientos que hicieron saltar las alarmas y llevaron a la Presidencia regional a hacer un llamamiento a "evitar una guerra civil".

Los combates más graves entre las partes tuvieron lugar en 2017, cuando cinco combatientes murieron en enfrentamientos entre los 'peshmerga' y las Unidades de Resistencia de Sinyar (YBS) --vinculadas al PKK-- en la localidad de Janasur, situada en Sinyar, donde tienen presencia desde que expulsaran de la zona en noviembre de 2015 a Estado Islámico.

Las autoridades del Kurdistán iraquí han reclamado en varias ocasiones al PKK que se retire de sus bases en la zona debido a los bombardeos que ejecuta de forma casi diaria Turquía contra las mismas, que han causado víctimas civiles. Ankara considera al PKK como un grupo terrorista, al igual que Estados Unidos y la Unión Europea (UE).