Publicado 07/10/2020 16:43CET

Irán advierte del peligro de una "guerra regional" por los combates entre Armenia y Azerbaiyán en Nagorno Karabaj

Armenia/Azerbaiyán.- Irán advierte del peligro de una "guerra regional" por los
Armenia/Azerbaiyán.- Irán advierte del peligro de una "guerra regional" por los - -/Iranian Presidency/dpa - Archivo

MADRID, 7 Oct. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Irán, Hasán Rohani, ha pedido este miércoles el fin de los combates en Nagorno Karabaj y ha advertido del peligro de que se convierta en "una guerra regional" que "no beneficiaría a nadie".

"Tenemos que ser muy cuidadosos. No debemos permitir que esta guerra se convierta en una guerra regional. Esta guerra no beneficiará a nadie", ha señalado, antes de asegurar que ha trasladado a Armenia y Azerbaiyán la importancia de "proteger la seguridad de Irán".

El Gobierno iraní protestó el martes por el impacto en su territorio de proyectiles disparados por las partes en conflicto y alertó de que podría tomar medidas en caso de que continuaran estos incidentes, que hasta la fecha han dejado un niño herido.

"La seguridad de nuestras fronteras es importante. No es aceptable para nosotros que proyectiles de artillería y mortero impacten en territorio iraní. Pedimos a los dos países vecinos, con los que tenemos buenas relaciones, que presten atención a este importante asunto", ha reiterado Rohani.

Asimismo, ha incidido en que "hay otras vías para solucionar el problema de Nagorno Karabaj". "Estamos dispuestos a ayudar en este sentido", ha recalcado. El portavoz del Ministerio de Exteriores iraní, Said Jatibzadé, dijo el lunes que Teherán ha preparado un plan para poner fin al conflicto en torno a Nagorno Karabaj, sin dar detalles.

Rohani ha destacado que "todos deben aceptar la realidad y todos deben aceptar los derechos de las naciones". "Todos deben respetar la integridad territorial y saber que la solución al problema no es la guerra", ha argüido.

"En su lugar, la solución política es la única solución a este problema y, por supuesto, todos los países deben respetar los derechos de sus vecinos", ha manifestado, tal y como ha recogido la agencia iraní de noticias Mehr.

TRASLADO DE "TERRORISTAS"

Por otra parte, ha tildado de "inaceptable" que "algunas personas quieran trasladar algunos terroristas desde Siria y otros lugares de la región cerca de las fronteras de Irán bajo el pretexto de la guerra", sin mencionar a ningún país en concreto.

"Este asunto ha sido trasladado de forma explícita a los funcionarios de los países vecinos de Azerbaiyán y Armenia", ha dicho. "La paz es la base de Irán y es muy importante para nosotros", ha zanjado.

El primer ministro de Armenia, Nikol Pashinian, ha afirmado este mismo miércoles que los combates con Azerbaiyán en Nagorno Karabaj son parte de "la lucha contra el terrorismo internacional" y ha acusado a Turquía "transportar a mercenarios y terroristas desde territorio de Siria a la zona en conflicto, lo que está cambiando todo el contexto".

"Esto se está convirtiendo esencialmente en una lucha de Nagorno Karabaj y Armenia contra el terrorismo internacional", ha sostenido. Turquía ha rechazado las acusaciones sobre el envío de rebeldes y yihadistas desde Siria, algo que fue denunciado también el martes por el presidente sirio, Bashar al Assad.

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Armenia pidió el martes un alto el fuego "inmediato" en la región, al tiempo que rechazó los intentos por solucionar el conflicto por la vía militar. Bakú no ha respondido por el momento a la propuesta de Ereván.

La tensión en Nagorno Karabaj se mantiene desde que comenzó el 27 de septiembre una espiral bélica que se ha cobrado la vida de decenas de militares de Armenia y de Azerbaiyán en combates en esta región cuya soberanía se disputan los dos países desde hace décadas.

La antigua provincia autónoma soviética intentó independizarse de Azerbaiyán por primera vez en 1988, lo que provocó graves enfrentamientos étnicos en la región. Más de un millón de civiles abandonaron sus hogares y miles de personas murieron en el conflicto hasta que se alcanzó un alto el fuego en 1994, con las fuerzas armenias y de Nagorno Karabaj manteniendo el dominio de la mayor parte de la provincia y de varios distritos colindantes de Azerbaiyán.

Contador