Publicado 11/10/2021 12:30CET

Irán/A.Saudí.- Irán apunta a "progresos ininterrumpidos" en sus conversaciones con Arabia Saudí

El presidente de Irán, Ebrahim Raisi
El presidente de Irán, Ebrahim Raisi - -/Iranian Presidency/dpa

MADRID, 11 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Irán ha apuntado este lunes a "progresos ininterrumpidos" en las conversaciones que mantiene con Arabia Saudí para restablecer sus relaciones, al tiempo que ha subrayado que en las mismas están siendo abordados asuntos bilaterales y regionales.

"Hemos tenido cuatro rondas de conversaciones con Riad en Bagdad", ha detallado el portavoz del Ministerio de Exteriores iraní, Said Jatibzadé, quien ha agregado que la última coincidió con la Asamblea General de Naciones Unidas en Nueva York.

Jatibzadé ha resaltado que "la situación en el golfo Pérsico y Yemen --sumido en un conflicto desde 2014-- son algunos de los asuntos más importantes abordados en las conversaciones" y ha añadido que "el destino de Yemen será determinado por el pueblo yemení".

"Lo que Arabia Saudí tiene que hacer es detener la guerra y el cruel cerco, así como las condiciones que han llevado a una tragedia humana (en Yemen)", ha sostenido. Así, ha defendido que "las conversaciones entre Irán y Arabia Saudí pueden ser uno de los pilares de la paz y la estabilidad en la región del golfo Pérsico".

Por otra parte, ha apuntado que "Bagdad ha sido hasta ahora un buen anfitrión y no hay necesidad de cambiar la ubicación de las conversaciones", según ha recogido la agencia iraní de noticias Mehr. "Los dos países están discutiendo asuntos más serios", ha remachado.

Las relaciones entre Arabia Saudí e Irán, principales potencias suní y chií de la región respectivamente, entraron en una profunda crisis en enero de 2016, cuando el Ministerio del Interior saudí anunció la ejecución de 47 personas condenadas por "terrorismo e incitación a la violencia", entre ellas el destacado clérigo chií Nimr al Nimr.

Ambos países mantienen numerosas tiranteces en sus intentos por lograr la hegemonía en la región, incluido su apoyo a bandos enfrentados en las guerras en Yemen y Siria, además de la firme oposición de Riad al programa nuclear de Teherán y el aparente acercamiento saudí al Gobierno de Israel, algo criticado duramente por parte de Irán.

Contador