Publicado 05/12/2020 11:55CET

Irán.- Las autoridades iraníes revocan las ejecuciones de tres participantes en las protestas populares de 2019

HANDOUT - 26 August 2020, Iran, Tehran: Iranian President Hassan Rouhani chairs a cabinet meeting. Photo: -/Iranian Presidency/dpa - ATTENTION: editorial use only and only if the credit mentioned above is referenced in full
HANDOUT - 26 August 2020, Iran, Tehran: Iranian President Hassan Rouhani chairs a cabinet meeting. Photo: -/Iranian Presidency/dpa - ATTENTION: editorial use only and only if the credit mentioned above is referenced in full - -/Iranian Presidency/dpa - Archivo

Tehran (dpa) -

Las autoridades iraníes han revocado las condenas a muerte de tres jóvenes que participaron en manifestaciones el año pasado sobre las condiciones de vida en el país, después de la admisión de su apelación inicial, según han hecho saber primero su abogado, Babak Paknia, y después la autoridad judicial iraní.

Las condenas a muerte contra los tres jóvenes provocaron protestas en todo el país a lo largo del mes de julio, bajo el eslogan "No a la ejecución".

Finalmente, el presidente del Tribunal Supremo, Ibrahim Raeisi, ha intervenido personalmente para exigir una nueva investigación sobre la participación de los jóvenes en las manifestaciones de noviembre de 2019, motivadas por el aumento de los precios de la gasolina.

Los jóvenes se enfrentarán ahora a un proceso extraordinario y definitivo en la más alta instancia de la Judicatura iraní.

Las marchas provocaron días de disturbios en Irán, durante los cuales las fuerzas de seguridad reprimieron violentamente a los manifestantes, según ONG.

Las autoridades iraníes acusaron a los líderes participantes de ser actores pagados por Estados Unidos, Israel y Arabia Saudí, archienemigos de Irán, y argumentó que tenían la intención de debilitar o incluso derrocar al régimen iraní.

Según informaciones internas no verificadas, 200 personas, manifestantes y policías, murieron presuntamente en los disturbios. Además, más de 1.000 manifestantes fueron arrestados en ese momento, según las autoridades.

El Gobierno iraní aún no ha proporcionado ninguna información precisa sobre las muertes durante las protestas.