Publicado 15/07/2020 12:24CET

Irán.- Protestas 'online' en Irán para frenar la ejecución de tres jóvenes manifestantes

Irán.- Protestas 'online' en Irán para frenar la ejecución de tres jóvenes manif
Irán.- Protestas 'online' en Irán para frenar la ejecución de tres jóvenes manif - OFICINA DEL LÍDER SUPREMO DE IRÁN - Archivo

TEHERÁN, 15 Jul. (DPA/EP) -

Usuarios de redes sociales en Irán han llevado a cabo este miércoles una protesta 'online' para frenar la ejecución de tres jóvenes que participaron en las manifestaciones del año pasado contra el Gobierno.

Más de dos millones de personas han expresado durante las últimas 24 horas en las redes sociales iraníes su rechazo a la medida judicial con el 'hashtag' #NoALaEjecución, según informa la prensa local.

"No hagáis la muerte que las tristes vidas de los iraníes sean aún más amargas", ha escrito en su Instagram el oscarizado director de cine iraní Asghar Farhadi con los 'hashtag #PararLasEjecucionesEnIrán y #NoEjecutéis.

Las protestas han comenzado después de que el portavoz del Ministerio de Justicia, Gholam Hussein Ismaili, anunciara el martes que el Tribunal Supremo ha confirmado la pena de muerte para Amirhossein M., Mohammad R. y Saeed T, aunque no precisó cuándo se ejecutaría.

Una vez recibido el visto bueno del Tribunal Supremo es una decisión que solo puede ser revocada por el líder supremo de Irán, el ayatolá Alí Jamenei.

En la rueda de prensa ofrecida el martes, Ismaili rechazó las críticas a la decisión judicial describiendo a los tres condenados como cabecillas de los grupos violentos que quemaron autobuses y edidficios durante las manifestaciones antigubernamentales.

El pasado mes de noviembre, los iraníes tomaron las calles para protestar por la subida de los precios del petróleo en el contexto de una crisis económica que no remite en la República Islámica.

Las protestas, algo inusual en el régimen de los ayatolás pero que han tenido lugar de forma esporádica en los últimos años, fueron duramente reprimidas por las fuerzas de seguridad. Según cifras oficiales, 230 personas murieron y unas 2.000 resultaron heridas. Amnistía Internacional habla de más de 300 muertos.