Publicado 19/04/2020 21:25:05 +02:00CET

Israel.- Más de 2.000 personas se manifiestan en Israel contra el bloqueo político

Manifestación contra el bloqueo político en Israel
Manifestación contra el bloqueo político en Israel - 2020 GETTY IMAGES / AMIR LEVY

MADRID, 19 Abr. (EUROPA PRESS) -

Unas 2.000 personas se han concentrado este domingo en la plaza Rabin de Tel Aviv para denunciar el bloqueo político que sufre Israel desde hace meses. Los asistentes han participado de forma disciplinada, alineados para respetar la distancia mínima y evitar contagios.

Es una nueva convocatoria de "bandera negra" como se conocen en Israel, y de nuevo la corrupción, el sistema político vigente y el primer ministro Benjamin Netanyahu como personificación de todo ello han estado en el centro de las denuncias.

El líder del partido Yesh Atid, Yair Lapid, ha acusado a Netanyahu de "destruir la democracia" en Israel con el apoyo de Benny Gantz, antiguo aliado electoral de Lapid. "Se pelean por entrar en el Gobierno. Se cuentan películas. Se dicen 'lucharemos desde dentro'. No vais a luchar desde dentro. No se combate la corrupción desde dentro. Si estás dentro, eres parte de ella", ha reprochado.

"Una persona imputada no puede nombrar al jefe de la Policía, al fiscal del Estado, al abogado general, a los jueces que juzgarán su caso. Esa es la lista de demandas de Netanyahu. Quienes acceden ante esas demandas no son oposición, sino decoración", ha remachado, según recoge el periódico 'Times of Israel'. Netanyahu está acusado de soborno, fraude y ruptura de confianza en tres casos diferentes.

Para Lapid "así es como mueren las democracias en el siglo XXI". "No son derrocadas por tanques que entran en el parlamento. Mueren desde dentro. Hace cinco años Turquía era una democracia activa. Hace cuatro años Hungría era aún una democracia. Han muerto desde dentro porque gente buena ha guardado silencio y gente débil se ha rendido", ha argumentado.

LAS NEGOCIACIONES

Netanyahu había apostado durante las últimas semanas por un gobierno de unidad o emergencia con Gantz ante la crisis provocada por la pandemia de coronavirus uniendo a las dos principales coaliciones políticas del país, lideradas por Netanyahu y Gantz.

En este contexto, Gantz anunció por sorpresa su candidatura a la presidencia del Parlamento --cargo para el que fue confirmado-- e inició conversaciones de unidad con Netanyahu, fracturando Azul y Blanco, de donde se salieron varios partidos opositores, incluido el de Lapid.

Azul y Blanco contaba hasta entonces con la mayoría de los escaños en el Parlamento gracias a los apoyos de la Lista Conjunta --una coalición de partidos mayoritariamente árabes- y Yisrael Beitenu, el partido del exministro Avigdor Lieberman, quien cuenta con siete escaños.

El país ha tenido que celebrar tres elecciones parlamentarias en menos de un año debido a la falta de acuerdo para formar una coalición que cuente con mayoría en la cámara.