Publicado 11/11/2020 18:16CET

Jordania.- Jordania cifra en cerca del 30% la participación en las elecciones parlamentarias

Una mujer vota durante las elecciones parlamentarias en Jordania
Una mujer vota durante las elecciones parlamentarias en Jordania - -/petra/dpa

MADRID, 11 Nov. (EUROPA PRESS) -

La comisión electoral de Jordania ha cifrado en cerca del 30 por ciento la participación en las parlamentarias celebradas el martes en el país, de las que aún no hay resultados oficiales y en las que serán elegidas las personas que ocuparán los 130 escaños del Parlamento.

El presidente de la comisión electoral jordana, Jalid Kalaldé, ha indicado que un total de 1.386.749 personas acudieron a depositar su voto, un 29,9 por ciento del censo, integrado por cerca de 4,6 millones de personas, según ha informado el diario 'The Jordan Times'.

Estaba previsto que los colegios electorales abrieran entre las 7.00 y las 19.00 horas (hora local), si bien la comisión electoral decidió extender dos horas este periodo. Kalaldé ha destacado que "inmediatamente" después del cierre arrancó el proceso de recuento.

Así, ha manifestado que "una vez se hayan recopilado los votos, se anunciarán los resultados", al tiempo que ha señalado que el organismo contaba con el impacto que iba a tener la pandemia de coronavirus en la participación electoral.

"El Gobierno examinó la situación de forma cuidadosa antes de adoptar su decisión de seguir adelante con las elecciones para garantizar la continuación del proceso democrático en el país", ha argüido.

Las autoridades jordanas pusieron en marcha un confinamiento de cuatro días a partir de la noche del martes para evitar las aglomeraciones que se producirían durante la noche electoral, una medida que se suma a los cierres de escuelas, comercios, toques de queda nocturnos y confinamientos durante los fines de semana.

"Nuestra preocupación principal era garantizar la protección del proceso electoral y el éxito de las elecciones, y creo que hemos tenido éxito", ha subrayado Kalaldé, quien ha confirmado la detención de trece personas por presuntas irregularidades durante la votación.

Un total de 1.674 candidatos, incluidas 360 mujeres, se han presentado en 294 listas electorales para intentar obtener uno de los 130 escaños en liza. Entre los candidatos hay miembros del principal partido de la oposición, el Frente de Acción Islámica (FAI), brazo político de la rama de la organización islamista Hermanos Musulmanes.

El brazo político de Hermanos Musulmanes fue disuelto a mediados julio por las autoridades, que argumentaron que el grupo --cuyas oficinas fueron cerradas en 2016-- "no ha rectificado su estatus legal". Sin embargo, el FAI aseguró que participaría en las elecciones y dijo que esto "es una herramienta para lograr la reforma y mejorar la estabilidad".

Hermanos Musulmanes, fundado en Egipto en 1928, ha operado de manera legal en Jordania durante décadas y, de hecho, el FAI obtuvo 16 escaños en las elecciones de 2016, tras boicotear las votaciones en 2010 y 2013. La formación, que tiene fuertes lazos con el Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás), quiere amplias reformas políticas pero no pide derrocar a la monarquía.

El Parlamento que salga de las urnas tendrá que hacer frente a una serie de crisis que sacuden el país, incluida la situación económica que atraviesa Jordania, empeorada por la pandemia. La tasa del desempleo se ha disparado hasta el 23 por ciento durante el segundo cuatrimestre del año.

Asimismo, tendrá que hacer frente a los cambios en la región, tras los acuerdos entre Israel y los gobiernos de Emiratos Árabes Unidos (EAU), Bahréin y Sudán para normalizar sus relaciones diplomáticas, algo que Amán ya hizo e 1994 y que ha provocado numerosas criticas por parte de la Autoridad Palestina.

Contador