Publicado 30/09/2021 05:08CET

La Justicia de Canadá ratifica la indemnización para niños indígenas discriminados en la prestación de servicios

Archivo - 01 July 2021, Canada, Ottawa: People dressed in orange as they take part in the Every Child Matters march through the streets of Ottawa on Canada's Day to honour the memory of more than 1000 Indigenous children who lost their lives at residentia
Archivo - 01 July 2021, Canada, Ottawa: People dressed in orange as they take part in the Every Child Matters march through the streets of Ottawa on Canada's Day to honour the memory of more than 1000 Indigenous children who lost their lives at residentia - Patrick Doyle/The Canadian Press / DPA - Archivo

   MADRID, 30 Sep. (EUROPA PRESS) -

   El Tribunal Federal de Canadá ha ratificado este miércoles la orden para que Ottawa indemnice a niños indígenas que fueron discriminados en la prestación de servicios gubernamentales y que se vieron obligados a abandonar sus hogares para acceder a los mismos.

   El Tribunal Canadiense de Derechos Humanos determinó en 2016 que el Gobierno había discriminado a los menores indígenas al no financiar el sistema de bienestar infantil en las reservas, lo que derivó en la orden de compensación, ante la que el Ejecutivo presentó en 2019 una solicitud de revisión judicial y suspensión.

   El Gobierno argumentó que el tribunal se extralimitó y equivocó al determinar el pago de 40.000 dólares canadienses --27.000 euros--, el máximo recogido en la Ley de Derechos Humanos de Canadá, a cada uno de los menores afectados. Además, también se concluyó que los padres y abuelos de los niños serían elegibles para una compensación.

   Algunas estimaciones sitúan el número de niños potencialmente afectados en unos 50.000, con el mayor número la provincia de Columbia Británica. El fallo también cubre a los niños de las reservas en Yukón.

NEGOCIACIÓN ENTRE LAS PARTES

   Al respecto, el juez Paul Favel ha subrayado este miércoles que no ha podido establecer que la orden de compensación económica contra el colectivo "no sea razonable" y ha incidido en que se trata de un "caso complejo de discriminación".

   Asimismo, Favel ha apelado a la negociación de las partes, cuyo "buen trabajo" está, a su juicio, "inconcluso" pese a la "buena voluntad" para remediar esta "discriminación sin precedentes". "Las partes deben decidir si continuarán sentados al lado del camino o seguirán adelante con este espíritu de reconciliación", ha escrito en el fallo, informa la cadena canadiense CBC.

   Por su parte, la directora ejecutiva de la Sociedad de Cuidado de Niños y Familias de las Primeras Naciones, Cindy Blackstock, ha calificado el fallo como una "victoria total" para los niños" y ha cuestionado si el Gobierno "finalmente dejará su espada" y de "luchar" contra estos menores".

   Blackstock ha avisado de que el Ejecutivo aún podrían apelar la sentencia, por lo que ha llamado a la población a reclamar justicia para los niños indígenas.

   En concreto, ha pedido a los canadienses "enviar mensajes" al primer ministro, Justin Trudeau, para solicitarle que no apele el fallo, una cuestión clave para "el bien de la verdad, la reconciliación y el camino hacia la curación", como ha añadido la jefa nacional de la Asamblea de las Primeras Naciones, RoseAnne Archibald.

   Por otro lado, el ministro de Servicios Indígenas, Marc Miller, ha asegurado a CBC que el Gobierno necesitará tiempo para revisar la decisión antes de decidir si la apelará y ha avanzado que el Ejecutivo está abierto a negociar.

   "Puedo decirle a cualquier canadiense o indígena que estamos avanzando en las discusiones con las partes involucradas para asegurarnos de que las personas reciban una compensación adecuada", ha añadido.

Contador