Publicado 12/12/2021 02:00CET

La Justicia de Perú procesará al expresidente Fujimori y varios exministros de Salud por las esterilizaciones forzadas

Archivo - El expresidente de Perú Alberto Fujimori
Archivo - El expresidente de Perú Alberto Fujimori - EL COMERCIO / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO - Archivo

MADRID, 12 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Justicia de Perú ha aprobado este sábado la apertura de un proceso penal contra el expresidente Alberto Fujimori, así como contra varios de sus ministros de Salud, por el caso de las esterilizaciones forzadas.

Así, junto al exmandatario se ha resuelto "abrir proceso penal" contra los exministros de Salud Eduardo Yong Motta, Marino Ricardo Luis Costa Bauer y Alejandro Aurelio Aguinaga, así como contra Ulises Jorge Aguilar, por "la presunta comisión del delito contra la vida, cuerpo y salud, lesiones graves seguidas de muerte en un contexto de grave violación de Derechos Humanos", según ha considerado el magistrado del Tribunal Superior de Justicia Penal de Perú, Rafael Martínez.

En este punto, el juez ha nombrado a las más de 1.300 mujeres a las que, bajo el gobierno de Fujimori, se les practicó operaciones de ligadura de trompas en contra de su voluntad, tal y como detalla el diario 'La República'.

Por otro lado, el magistrado Martínez también ha suspendido el proceso penal contra el expresidente hasta que las autoridades de Chile aprueben una ampliación del proceso de extradición por este mismo caso, si bien la investigación continuará su curso para el resto de los acusados.

En ese sentido, la representante del Ministerio Público, la fiscal Carmen Rosa Crisostomo, ha anunciado que se iniciarán los trámites correspondientes para la solicitud a la Justicia chilena de ampliación de extradición del expresidente.

Según el citado ministerio, bajo el mandato de Fujimori se impulsaron legislaciones para llevar a cabo esterilizaciones forzadas usando como justificación la planificación familiar, incluyendo un programa de 'Salud Reproductiva y Planificación Familiar 1996-2000', puesto en marcha por Yong Motta.

Ahora, con esta decisión del juez Martínez, se permitirá que la Fiscalía reúna pruebas de la comisión del delito y las circunstancias en las que se perpetraron, además de estudiar la participación de los autores y cómplices.