Publicado 15/02/2021 11:56CET

Kosovo.- La UE espera que el nuevo Gobierno en Kosovo retome el diálogo y logre la normalización con Serbia

HANDOUT - 25 January 2021, Belgium, Brussels: European Union High Representative for Foreign Affairs and Security Policy Josep Borrell speaks during a press conference following an EU Foreign Ministers meeting at the EU headquarters. Photo: Zucchi-Enzo/EU
HANDOUT - 25 January 2021, Belgium, Brussels: European Union High Representative for Foreign Affairs and Security Policy Josep Borrell speaks during a press conference following an EU Foreign Ministers meeting at the EU headquarters. Photo: Zucchi-Enzo/EU - Zucchi-Enzo/EU Council/dpa

BRUSELAS, 15 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Unión Europea (UE) espera que el nuevo Gobierno en Kosovo, tras las elecciones legislativas de este domingo que han dado una victoria abrumadora al partido de izquierda Vetevendosje, Autodeterminación, retome el diálogo para la normalización de las relaciones con Serbia, que facilita la diplomacia comunitaria.

"A falta de la certificación de los resultados finales, esperamos la formación de una nueva Asamblea y Gobierno, así como de la elección de un nuevo presidente", ha indicado el Servicio de Acción Exterior en un comunicado, en el que ha señalado que la misión electoral de expertos seguirá en el terreno para seguir los procedimientos postelectorales y emitir recomendaciones.

Después de que Vetevendosje, el partido del ex primer ministro, Albin Kurti, haya logrado un aplastante triunfo con el 48,1 por ciento de los votos, en un escenario, el kosovar, siempre caracterizado por su fragmentación, la UE ha pedido que las nuevas autoridades de Pristina "aprovechen la oportunidad" para lograr un acuerdo integral para normalizar las relaciones con Serbia.

"La UE continuará en contacto con las autoridades, con la vista puesta en que Kosovo logre progresos tangibles en su senda europea. Para ello se necesita que Kosovo avance en las reformas que le lleven a un acuerdo de estabilización y asociación y a una agenda de reformas europeas", ha señalado la nota de prensa de la oficina del Alto Representante, Josep Borrell.

La diplomacia europea condiciona el acercamiento de Kosovo a la UE a las reformas europeas y a la buena marcha del diálogo para que Belgrado y su antigua provincia encaucen la relación, tras la secesión de 2008.

Actualmente, el proceso se encuentra en punto muerto después de reactivarlo en verano y lograr algunos avances, sobre todo en aspectos comerciales. Si bien, la inestabilidad política en Kosovo, con la dimisión del presidente Hashim Thaci y la lucha entre facciones, que en un año ha provocado la caída de un gobierno, la conformación de otro minoritario y, por último, la convocatoria de elecciones anticipadas, ha lastrado la estabilidad del diálogo.

En todo caso, la nueva etapa que se abre en Pristina debería servir para afianzar el diálogo con sus vecinos, en línea con el objetivo de la diplomacia europea para la región. Bruselas quiere aumentar su influencia en los Balcanes y tiene como una de sus prioridades el proceso entre Serbia y Kosovo. Con este objetivo, Borrell encargó hace un año al exministro de Exteriores eslovaco Miroslav Lajcak el papel de mediador entre serbios y kosovares.