Publicado 01/09/2020 22:25CET

Líbano.- Los líderes libaneses prometen a Macron formar gobierno en 15 días

Líbano.- Los líderes libaneses prometen a Macron formar gobierno en 15 días
Líbano.- Los líderes libaneses prometen a Macron formar gobierno en 15 días - -/Dalati & Nohra/dpa

MADRID, 1 Sep. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, ha asegurado este martes desde Beirut que los principales responsables políticos de Líbano se han comprometido a concluir la formación del nuevo gobierno en un plazo de 15 días, en contraste con los varios meses que han durado las negociaciones en crisis anteriores.

Al término de los dos días de visita --la segunda que lleva a cabo desde las explosiones del 4 de agosto--, Macron ha hecho balance y ha confirmado que "todas las formaciones políticas" se han comprometido a que las negociaciones para conformar un nuevo gabinete "no llevarán más de 15 días".

El mandatario galo ha comparecido ante los medios tras verse durante el día con el presidente, Michel Aoun, y con los representante de las principales formaciones políticas, incluido el partido-milicia Hezbolá, ya que entiende que excluir a este grupo de los actuales contactos sería un "error", según el portal de noticias Naharnet.

De sus contactos con las distintas fuerzas ha obtenido promesas para la consecución de reformas en materia de lucha contra la corrupción y el contrabando, la reforma del sector eléctrico o una auditoría del sistema bancario. "Lo he dicho muy claramente y lo vuelvo a decir. Estamos a vuestro lado y seguiremos estándolo, pero es momento de que Líbano extraiga las consecuencias de la tragedia", ha advertido.

Así, se ha mostrado dispuesto a "ayudar" y "acompañar" a Líbano en su proceso de reformas, por ejemplo mediante la organización en la segunda quincena de octubre de una conferencia internacional en París, pero al mismo tiempo ha dejado claro que cualquier ayuda no será un "cheque en blanco", según medios franceses.

El reto recaerá en manos del diplomático Mustafa Adib, designado el lunes como nuevo primer ministro en sustitución de Hasán Diab, que dimitió en plena escalada de tensiones por las explosiones en el puerto de Beirut. Casi 200 personas murieron víctimas de esta tragedia, atribuida a la negligencia de las autoridades con el almacenamiento de explosivos.

Macron, que también ha visitado la zona portuaria, ha dicho que Diab tiene "un apoyo masivo" de las fuerzas políticas libanesas y ha destacado de él su experiencia profesional. "Es inteligente, sabe que no se le puede ver como el mesías", ha añadido el presidente francés en su rueda de prensa.

AOUN PLANTEA UNA REFORMA DEL SISTEMA

Aoun, por su parte, ha aprovechado la visita de Macron para defender ante el presidente francés su propuesta de dar la vuelta al actual sistema de reparto de poderes en función de las confesiones religiosas, de tal forma que Líbano pase a ser un "Estado civil", según sus propias palabras.

El sistema político libanés establece que el presidente debe ser un cristiano y que el cargo de primer ministro corresponde a un suní. Además, el Parlamento tiene cuotas de representación para evitar una mayoría parlamentaria musulmana vinculada a su mayoría demográfica.

Aoun ha abogado por iniciar un "diálogo nacional" que dé pie a una nueva fórmula "aceptable para todos", "un Estado moderno que cumpla las aspiraciones de su población". El presidente del Parlamento libanés, el histórico dirigente político Nabí Berri, ya dio el lunes su apoyo a esta propuesta.