Publicado 13/04/2021 13:48CET

Líbano.- El vicesecretario de Estado de EEUU viaja a Líbano para "empujar" a los partidos a la formación de Gobierno

Archivo - El vicesecretario de Estado de EEUU para Asuntos Políticos, David Hale
Archivo - El vicesecretario de Estado de EEUU para Asuntos Políticos, David Hale - -/Dalati & Nohra/dpa - Archivo

MADRID, 13 Abr. (EUROPA PRESS) -

El vicesecretario de Estado de Estados Unidos para Asuntos Políticos, David Hale, iniciará este lunes una visita de tres días a Líbano para "empujar" a los partidos políticos de cara a la formación del nuevo Gobierno, en medio del estancamiento del proceso durante los últimos meses.

El Departamento de Estado ha detallado que Hale estará en Beirut entre el 13 y el 15 de abril y ha agregado que mantendrá encuentros "con un amplio abanico de líderes" a los que trasladará "la preocupación de Estados Unidos por el empeoramiento de las condiciones socieconómicas en el país y el estancamiento político, que contribuye a deteriorar la situación".

Así, ha recalcado que "empujará a oficiales y líderes de partidos para que se unan y formen un Gobierno capaz de llevar a cabo y que esté comprometido con reformas a nivel económico y de gobernanza para que el pueblo libanés pueda alcanzar todo su potencial".

La visita de Hale tendrá lugar apenas unos días después de que el vice secretario general de la Liga Árabe, Hosam Zaki, viajara al país para abordar la situación, tras lo que advirtió a los partidos políticos de que "lo peor está por llegar" si no solucionan sus diferencias y allanan el camino para la formación del nuevo Ejecutivo.

Zaki reiteró además la disposición del organismo a prestar apoyo a estos esfuerzos, estancados por las disputas entre el presidente y el primer ministro encargado, Michel Aoun y Saad Hariri, respectivamente. "Sabemos que la situación no es buena y queremos evitar el problema antes de que sea demasiado tarde", sostuvo.

El país afronta su peor crisis económica desde la guerra civil (1975-1990) y se halla con un Gobierno en funciones desde agosto a raíz de la dimisión de Hasán Diab días después de las explosiones del 4 de agosto en el puerto de Beirut, que dejaron más de 200 muertos y 7.000 heridos.

La crisis económica se ha visto ahondada por la caída de la libra libanesa, que cotiza a cerca de 15.000 por cada dólar en el mercado negro, lo que ha provocado una oleada de protestas durante las últimas semanas, así como colas en las gasolineras ante el anuncio de un recorte de los subsidios.

Contador