Publicado 30/09/2021 21:45CET

Libia.- El Consejo de Seguridad renueva hasta enero de 2022 el mandato de UNSMIL, que expiraba este jueves

Archivo - Bandera de Libia
Archivo - Bandera de Libia - PPI / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO - Archivo

MADRID, 30 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Consejo de Seguridad ha aprobado renovar hasta el 31 de enero de 2022 el mandato de la Misión de Apoyo de Naciones Unidas en Libia (UNSMIL) el mismo día en el que expiraba la última prórroga.

Finalmente la renovación se ha aprobado por unanimidad, a pesar de algunas reticencias entre los miembros del consejo. Reino Unido e Irlanda presentaron el miércoles un proyecto que proponía extender la misión de la UNSMIL hasta septiembre de 2022, ya que la situación en el país todavía "constituye una amenaza para la paz y la seguridad internacionales".

No obstante, la prórroga de la misión de la ONU será hasta enero, y tendrá que promover "un proceso político inclusivo y un diálogo económico y de seguridad inclusivo", así como "ayudar a consolidar los arreglos llevados a cabo por el Gobierno libio con respecto a la gobernanza, la seguridad y los asuntos económicos".

También tendrá que brindar el apoyo "adecuado para la implementación del acuerdo del alto el fuego", según la resolución que recoge 'Alwasat'. Por último, tendrá que apoyar las etapas posteriores del proceso de transición libio, entre los que se incluyen el proceso constitucionales, la organización de elecciones y la implementación de la 'hoja de ruta' que emana del foro del dialogo político.

El 15 de septiembre, el Consejo de Seguridad decidió prorrogar el mandato de la UNSMIL hasta el 30 de septiembre como una "misión política integrada especial", ya que tanto China como Rusia se opusieron a prorrogarlo por un año. Libia está inmersa en los preparativos para las elecciones presidenciales y parlamentarias previstas para el 24 de diciembre.

Libia cuenta desde marzo con un Gobierno de unidad tras un proceso de conversaciones para unificar las administraciones enfrentadas, después de que las autoridades asentadas en Trípoli, reconocidas internacionalmente, repelieran el año pasado la ofensiva lanzada en 2019 por el general Jalifa Haftar, leal a las autoridades orientales.

El nuevo Ejecutivo tiene entre sus principales objetivos la organización de unas elecciones legislativas y presidenciales, con las que se espera dar carpetazo a la crisis institucional abierta en 2014 y a la inestabilidad que sufre desde la captura y ejecución en octubre de 2011 del entonces líder libio, Muamar Gadafi.

Contador