Publicado 08/07/2021 18:26CET

Lituania.- Rusia defiende la presencia de sus aviones en el Báltico tras la alerta aérea durante la visita de Sánchez

Moscú asegura que era un vuelo de entrenamiento y que los aviones sobrevolaban "aguas neutrales"

MADRID, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Ministerio de Defensa de Rusia ha confirmado la presencia este jueves de dos de sus aviones en el mar Báltico pero ha negado que la alerta aérea desatada durante la visita del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a una base de la OTAN en Lituania se debiese a una posible transgresión de las normas internacionales de aviación.

"El 8 de julio de 2021, dos aviones Su-24 de la aviación naval de la Flota del Báltico realizaron un vuelo programado de entrenamiento en el espacio aéreo sobre aguas neutrales", ha explicado el Ministerio de Defensa, en un comunicado con el que Moscú ha negado cualquier posible transgresión fronteriza.

En este sentido, ha señalado que los vuelos se hicieron "en estricto cumplimiento de las normas internacionales sobre el uso del espacio aéreo, sin violar las fronteras de otros países", según informa la agencia de noticias rusa TASS.

La alerta, que obligó a responder a cazas Eurofighters españoles, provocó la interrupción de una comparecencia conjunta de Sánchez con el presidente lituano, Gitanas Nauseda, en la base militar de Siauliai. Posteriormente, la OTAN confirmó que todo se había debido a dos aviones rusos.

En concreto, la OTAN ha confirmado que los aviones que han detectado sobrevolando el mar Báltico son dos cazas rusos que no habían informado de su plan de vuelo, no se habían comunicado con los controladores ni tenían activado su transpondedor --que sirve a los aviones para identificarse entre ellos--.

Según la Alianza Atlántica, este hecho demuestra una vez más la "importancia" de la misión de Policía Aérea que lleva funcionando, según recuerdan, desde hace 60 años para mantener a salvo el cielo. "También muestra las habilidades de los pilotos y la estrecha coordinación entre los aliados de la OTAN", añaden en su comunicado.

Así lo ha puesto también de manifiesto el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante la rueda de prensa que ha ofrecido después junto a la primera ministra, Ingrida Simonyte, en la que no ha querido responder a si se trataba de una "provocación premeditada" por parte de Rusia, porque todavía la OTAN no había concluido su investigación.

Contador