Publicado 11/11/2021 21:54CET

Malí.- El ministro de Exteriores de Malí justifica el aplazamiento de los comicios por "problemas de seguridad"

Archivo - El coronel Assimi Goita, presidente 'de facto' de Malí tras el golpe de Estado
Archivo - El coronel Assimi Goita, presidente 'de facto' de Malí tras el golpe de Estado - Nicolas Remene/Le Pictorium Agen / DPA - Archivo

Malí insiste en que "no hay ningún contrato firmado" con el Grupo Wagner

MADRID, 11 Nov. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Exteriores de Malí, Abdoulaye Diop, ha justificado este jueves el aplazamiento de las elecciones en el país --previstas para febrero de 2022-- por los "problemas de seguridad" que atraviesa el país, por lo que primero se tiene que "crear las condiciones necesarias", algo en lo que estarían trabajando.

De visita en Moscú, donde se ha reunido con su homólogo ruso, Serguei Lavrov, Diop ha insistido en que "Malí está pasando por un período de transición", que debía "terminar el 17 de febrero" con unos comicios para restablecer el gobierno civil tras el golpe de Estado de agosto de 2020 contra el entonces presidente, Ibrahim Boubacar Keita, pero, "por desgracia, no será posible".

"No porque no lo quieran las autoridades de Malí, sino porque evaluamos nuestros objetivos de una manera realista", ha agregado, para detallar que, actualmente, "de las 19 regiones de Malí, solo cinco pueden organizar unas elecciones". "Estamos trabajando para garantizar la seguridad en nuestro país, para crear las condiciones necesarias para los comicios", ha concluido al respecto.

Las autoridades de transición instauradas tras el golpe de Estado de 2020 liderado por el coronel Assimi Goita tras semanas de movilizaciones se comprometieron a celebrar elecciones en febrero de 2022, pero tras la asonada de mayo dirigida también por él mismo ese compromiso se ha visto cuestionado.

Después de que los militares que gobiernan Malí desde el golpe anunciaran que no sería posible celebrar los comicios, la Comunidad Económica de los Estados de África Occidental (CEDEAO) impuso sanciones contra los líderes, con una advertencia, además, de aplicar más si no se avanza en el proceso.

Por otro lado, Diop ha insistido en que Malí no tiene "ningún contrato firmado" con el Grupo Wagner --propiedad de un magnate cercano al presidente ruso, Vladimir Putin--, algo que han trasladado "directamente" a sus "colegas" franceses, ha explicado desde Moscú, recoge la agencia de noticias rusa Sputnik.

El Grupo Wagner ha enviado mercenarios a varios países de África durante los últimos años --entre ellos Libia y Republica Centroafricana--, lo que ha provocado suspicacias entre varios países occidentales, especialmente Estados Unidos y Francia, por la implicación de Moscú en varios conflictos en el continente.

Además, Diop ha querido subrayar el papel de Rusia en el país, después de que el propio Lavror insistiera en desmentir las acusaciones sobre Wagner. "Siempre que Malí se ha encontrado en situaciones difíciles desde nuestra independencia, Rusia ha estado con nosotros", ha alagado el responsable de Exteriores maliense.

Contador