Publicado 02/04/2021 14:05CET

Malí.- Una organización fulani de Malí pide compensaciones por la muerte de civiles en un bombardeo de Francia en Bounti

Archivo - Militar francés de la Operación Barkhane en Malí
Archivo - Militar francés de la Operación Barkhane en Malí - MINISTERIO DE DEFENSA DE FRANCIA - Archivo

MADRID, 2 Abr. (EUROPA PRESS) -

La organización Tabitaal Pulaaku, una asociación de Malí integrada por miembros de la comunidad fulani, ha reclamado el pago de "compensaciones" por la muerte de alrededor de 20 civiles en un bombardeo ejecutado en enero por el Ejército de Francia en la ciudad de Bounti.

"Lo importante para nosotros es que la verdad sea dicha, que sea presentada ante el mundo", ha dicho Tabitaal Pulaaku, tras la publicación del informe de la Misión Multidimensional Integrada de Estabilización de Naciones Unidas en Malí (MINUSMA) sobre el ataque, que recoge que se saldó con la muerte de al menos 19 civiles.

El informe recoge que en el lugar del ataque lo que se estaba celebrando era una boda y que, entre los alrededor de cien civiles que participaban, apenas había "cinco personas armadas" que podrían pertenecer al Katiba Serna. París, que mantuvo que las víctimas eran terroristas, ha rechazado las conclusiones.

El presidente de la organización, Abou Sow, ha recalcado que durante la boda "no se vio a hombres armados", antes de agregar que "en asuntos de guerra puede haber actos inapropiados, abusos, que es lo que pasó en Bounti", según ha recogido la emisora maliense Studio Tamani.

El equipo de la ONU no ha detectado en el lugar del bombardeo "ningún elemento material" que justificase la acción militar, según la MINUSMA, que ha instado a las autoridades tanto de Francia como de Malí a iniciar una investigación "independiente, creíble y transparente" con vistas a conocer todas las circunstancias.

Sin embargo, el Gobierno de Francia considera por tanto que el informe "no aporta ninguna prueba que contradiga los hechos descritos por las Fuerzas Armadas francesas" y se ha puesto a disposición de la ONU para esclarecer posibles discrepancias.

Malí ha venido registrando en los últimos meses un número creciente de ataques yihadistas obra tanto de la filial de Al Qaeda en la región como de la de Estado Islámico, lo cual ha hecho además aumentar la violencia intercomunitaria y provocado el desplazamiento de decenas de miles de personas.

Contador