Publicado 21/08/2021 03:46CET

México.- La Corte de Massachusetts acepta una demanda de México contra fabricantes de armas de Estados Unidos

Manifestación contra el uso de armas en Estados Unidos
Manifestación contra el uso de armas en Estados Unidos - JUSTIN SULLIVAN/GETTY IMAGES

MADRID, 21 Ago. (EUROPA PRESS) -

El secretario de Relaciones Exteriores del Gobierno de México, Marcelo Ebrard, ha informado de que la Corte Federal de Massachusetts, en Estados Unidos, ha aceptado a trámite la demanda presentada por México contra once empresas estadounidenses fabricantes de armas.

"La Corte Federal en Massachusetts aceptó el litigio (...) Es un primer gran paso, ahora vienen la notificación y el proceso legal. Avanzamos", ha publicado Ebrard en sus redes sociales.

Esta demanda se presentó ante una corte federal en Boston, lugar en el que se encuentran las sedes de dichas empresas, aunque el proceso judicial se puede prolongar durante años, tal y como recoge el diario mexicano 'El Universal'.

El objetivo de esta denuncia es que se aumente el control sobre las armas en Estados Unidos, pero también se busca una compensación económica cuya cantidad aún no se ha dado a conocer.

El pasado 4 de agosto el Gobierno de México presentó una demanda civil de daños en Estados Unidos contra estas empresas por el comercio "negligente" que habrían estado cometiendo en territorio mexicano, contribuyendo "al tráfico ilegal de armas" y ocasionando "daño directos" al país.

En su día Ebrard explicó que este tráfico ilegal de armas estaba "íntimamente vinculado con la violencia que vive México" y por ello la demanda buscaba que estas empresas compensaran al Estado por "sus prácticas negligentes".

A su vez, señaló que buscaban que estas compañías desarrollaran "estándares razonables y verificables" para controlar y disciplinar, en caso de ser necesario, a sus distribuidores, pues las empresas son conscientes de este problema, aunque argumenten "que no tienen responsabilidad cuando las armas salen a la venta".

El Gobierno busca solicitar así que estas empresas implementen "mecanismos de seguridad" para evitar que esas armas lleguen a manos de la delincuencia, que financien campañas y estudios para concienciar sobre los males del tráfico ilegal y, en definitiva, que cesen sus "prácticas negligentes que tanto daño generan en México".

"Esta campaña no sustituye a otros esfuerzos. México tiene que hacer más y mejor para controlar su frontera (...). No sustituye, pero es indispensable. Si no hacemos una demanda de esta naturaleza, si no la ganamos, no van a entender, van a seguir haciendo lo mismo y seguirán habiendo muertos todos los días", recalcó Ebrard a principios de mes.

"Esta demanda son dos años de trabajo. Vamos a litigar con toda seriedad y vamos a ganar el juicio. Vamos a lograr reducir drásticamente el tráfico ilícito de armas a México, que no puede permanecer impune con respecto a quienes producen, promueven y alientan y este tráfico desde Estados Unidos", subrayó.

Sin embargo, Ebrard ya aclaró que la demanda no se presentaba contra el Gobierno de Estados Unidos, al que reconocieron sus esfuerzos por reducir este tráfico ilegal que cada día cruza la frontera hacia México.