Publicado 01/03/2021 13:58CET

Moon asegura que Corea del Sur está dispuesto a conversar con Japón pero pide dejar a un lado las históricas disputas

El presidente surcoreano, Moon Jae In.
El presidente surcoreano, Moon Jae In. - -/YNA/dpa

MADRID, 1 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Corea del Sur, Moon Jae In, ha asegurado este lunes que su Gobierno está dispuesto a hablar con las autoridades japonesas "en cualquier" momento para mejorar la cooperación entre los dos países dejando a un lado las disputas históricas y centrándose en el futuro.

"El Gobierno de Corea del Sur siempre está dispuesto a sentarse a hablar con Japón. Estoy seguro de que si nos unimos y tratamos de entender los puntos de vista del contrario también seremos capaces de resolver las disputas", ha dicho durante un discurso televisado.

Sus palabras llegan con motivo del aniversario del Movimiento Primero de Marzo, día en que se conmemora la resistencia ante la ocupación japonesa del país. Así, Moon ha hecho alusión a las disputas diplomáticas entre ambos países, que incluyen a las conocidas como 'mujeres de confort', las cerca de 200.000 coreanas que fueron utilizadas como esclavas sexuales por la tropas japonesas durante el periodo colonial de Japón sobre la península de Corea (1910-1945).

Moon ha reafirmado así el compromiso de Seúl con la búsqueda de una solución que tenga a las víctimas en el centro y ha indicado que "hará todo lo posible por restaurar el honor y la dignidad de las víctimas".

Sin embargo, ha matizado que los esfuerzos para lograr una mayor cooperación entre Corea del Sur y Japón "seguirán adelante", según informaciones de la agencia de noticias Yonhap. En este sentido, ha matizado que dicha cooperación no beneficiará únicamente a otros países sino que además facilitará la estabilidad y la prosperidad en la zona.

Por ello ha pedido al Gobierno japonés trazar una línea entre las disputas del pasado vinculadas a razones "históricas" y los esfuerzos orientados a una mejora de las relaciones de cara al futuro, especialmente en un mundo "postcoronavirus".