Publicado 19/05/2020 15:00:37 +02:00CET

Mozambique.- El presidente de Zimbabue dice que la insurgencia en el norte de Mozambique es una amenaza para la región

Mozambique.- El presidente de Zimbabue dice que la insurgencia en el norte de Mo
Mozambique.- El presidente de Zimbabue dice que la insurgencia en el norte de Mo - 2019 GETTY IMAGES / TAFADZWA UFUMELI - Archivo

MADRID, 19 May. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Zimbabue, Emmerson Mnangagwa, ha reconocido este martes que la creciente insurgencia islamista en el norte de Mozambique, donde en las últimas semanas se han intensificado los ataques, constituye una amenaza para la seguridad en el sur del continente.

"El 'modus operandi' de los grupos terroristas y sus redes son complicados y elaborados", ha destacado Mnangagwa en declaraciones televisadas con motivo de la celebración en Harare de una reunión regional para abordar la situación en la región mozambiqueña de Cabo Delgado, epicentro de la insurgencia.

"La radicalización y el terrorismo son una situación preocupante para la paz, la seguridad y el desarrollo en nuestra región", ha resaltado el mandatario zimbabuense, según informa Bloomberg, en su calidad de presidente de turno del órgano sobre cooperación política, de defensa y seguridad de la Comunidad para el Desarrollo del Sur de África (SADC).

La reunión, a la que asisten los presidentes de Botsuana y Zambia, así como el mozambiqueño, Filipe Nyusi, se celebra, según ha explicado el ministro de Exteriores zimbabuense en un comunicado, a petición de Mozambique con vistas a analizar la "urgente situación de seguridad" en el país.

La situación en Cabo Delgado se ha deteriorado en las últimas semanas. Desde octubre de 2017, la región es escenario de ataques atribuidos a islamistas armados a los que popularmente se conoce como Al Shabaab --sin ninguna relación con el grupo somalí del mismo nombre--, pero desde junio de 2019 Estado Islámico ha reivindicado varias acciones en esta zona del norte de Mozambique.

El Gobierno de Filipe Nyusi, tras haber restado importancia a la situación, finalmente reconoció en las últimas semanas la presencia de Estado Islámico y parece haber pasado a la ofensiva. El jueves pasado, el ministro de Interior anunció la muerte de 50 milicianos en distintas operaciones de las fuerzas de seguridad en Cabo Delgado.

Estados Unidos también ha expresado su preocupación por la situación en el país. "La insurgencia en el norte de Mozambique es muy preocupante", sostuvo recientemente el secretario de Estado adjunto para África, Tibor Nagy, en un encuentro telefónico con periodistas. "Ha pasado de ser un movimiento muy pequeño a un movimiento mucho más grande en el último año o año y medio", añadió, comparando su evolución con el grupo terrorista nigeriano Boko Haram.

Contador